Un reto por el día de la Diabetes

Christian Muñoz recorrió 30 kilómetros para demostrar que ‘Con diabetes sí se puede’

5974
Christian Muñoz, en compañía del médico Juan Carlos Salamea, recorrieron 30 kilómetros, en el marco del Día Mundial de la Diabetes. LCH

En el marco de la conmemoración del Día Mundial de la Diabetes, ayer, la Casa de la Diabetes realizó algunas actividades, con el propósito de que las personas que padecen esta enfermedad sepan que no están solos en su lucha y que con un adecuado tratamiento, pueden mejorar su calidad de vida.

Una de las actividades inició en horas de la mañana, con el reto 30K, denominado “Con diabetes sí se puede”, en el que participó Christian Muñoz, de 25 años, un ciudadano que fue diagnosticado con Diabetes Tipo 1 a sus cinco años. La carrera se transmitió a través de redes sociales de dicho centro médico.

“Hay personas que piensan que la diabetes puede limitarlas a alcanzar sus metas y propósitos. Queremos cambiar ese ideal y demostrar que sí se puede, con disciplina y tratamiento. No se acaba el mundo, más bien es un motivante. Es una condición pero no un límite”, refirió Muñoz.

El ciudadano mencionó que el apoyo de la familia ha sido fundamental para adquirir disciplina. Mientras tanto, Bernarda Araneda, madre de Muñoz, indicó que es importante que el círculo cercano a un paciente con diabetes se eduque y aprenda a convivir con la enfermedad.

“Él sabe que el ejercicio es fundamental para mantenerse bien. Había corrido ya 27 kilómetros y una media maratón en Guayaquil, pero esta es la carrera más importante”, anotó Araneda.

A Muñoz lo acompañó el médico Juan Carlos Salamea, y como centro de abasto estuvieron todos los doctores de la Casa de la Diabetes. Al finalizar la carrera, el ciudadano recibió una placa de reconocimiento.

Por su parte, Fernanda Sánchez, directora de la Casa de la Diabetes, recordó que este centro de acompañamiento tiene aproximadamente 19 años al servicio de la comunidad, y durante estos años, ha trabajado en promoción y educación en temas de diabetes, tanto a profesionales como a pacientes, y en temas de prevención a la comunidad en general.

El centro nació por iniciativa de un grupo de padres y madres de familia de niños diagnosticados con Diabetes Tipo 1, dadas las complicaciones para adquirir insumos, explicó Sánchez.

“Hace 21 años las cosas no eran tán fáciles como ahora, la tecnología no era tan avanzada y no teníamos acceso a las jeringas adecuadas, por ejemplo. La glucometría era muy costosa, mucho más que ahora. Todo eso hizo que nos uniéramos y creáramos esta organización”, sotuvo Sánchez.

En un inicio, el servicio estaba limitado a un pequeño grupo, sin embargo, el centro fue creciendo y poco después empezó a trabajar con personas con Diabetes Tipo 2.

“El sentir la diabetes en carne propia, los siete días de la semana, las 24 horas, hace que uno tome esa conciencia y empiece a apoyar a otras personas. Todo ese apoyo no se puede hacer si uno no se forma, entonces a partir de esta situación empecé a formarme mucho en lo que es diabetes para poder llegar a la comunidad”, manifestó.

Los interesados pueden conocer más a través de redes sociales de la Casa de la Diabetes, o a través de la página web www.casadeladiabetes.org.ec (LCH)-(I)

Acompañamiento

Hace poco se dio apertura al Centro Médico Integral Casa de la Diabetes que acompaña a los pacientes para que mantengan un tratamiento multifuncional, que incluye educación, atención médica y medicación, control nutricional y actividad física. Además, existen programas para prevenir la enfermedad.

“Recordemos que la Diabetes puede estar en cualquier espacio. Podemos tener una carga hereditaria fuerte, pero también podemos tener sobrepeso, obesidad, sedentarismo, o tener factores emocionales muy marcados que también pueden hacer que se desencadene una diabetes”, refirió Sánchez.

También ayer se realizó el lanzamiento de un material educativo que se trabajó en un proyecto conjunto con el Club de Leones Cuenca. El material incluye temas de educación, promoción y concientización a la comunidad. (I)

DATO

En la agenda de actividades por el Día Mundial de la Diabetes, se incluyó una obra de clown y la iluminación de las cúpulas de la Catedral, con un tono azul, en homenaje a quienes padecen la enfermedad.