El proceso para dar paso al juicio político a Romo entra en su etapa final

1074
La ministra de Gobierno, María Paula Romo. EFE Archivo.

El proceso de juicio político contra la ministra María Paula Romo entra en su etapa final en la Comisión de Fiscalización, ayer compareció el defensor del pueblo, quien fue duro en sus críticas al Gobierno, mientras que este sábado será la funcionaria la que deberá responder ante los asambleístas por las acusaciones en su contra por la forma en que actuó hace un año, en las protestas desarrolladas en octubre del 2019. El jueves de la próxima semana se conocerá si el informe pasa al pleno del Legislativo para el respectivo enjuiciamiento.

Romo, a través de un video publicado en sus redes sociales, afirmó que las acusaciones en su contra son también en contra de la Policía Nacional, además defendió el accionar de los uniformados durante las protestas y puntualizó que entre los asambleístas existen contradicciones sobre las razones por las que la llevan a juicio.

“Aún ellos no saben, ni yo tampoco, si me enjuician porque la Policía actuó con mucha fuerza o con poca fuerza ¿qué debía hacer la Policía con hordas atacando personas, con los violentos que atacaron ambulancias, que cortaban el suministro de agua, sitiaban ciudades, cómo debía la Policía repeler los ataques infames a florícolas, pozos petroleros, carreteras, pequeños negocios en distintos lugares del país?”, señaló Romo.

La funcionaria además puso en duda las razones por las que es procesada y aunque sin dirigirse directamente a sus excompañeros correístas, afirmó que existe intención de vengarse de ella por la sentencia en contra de Rafael Correa y varios ministros del anterior Gobierno.

“Quieren vengar a sus líderes sentenciados, porque aún no pueden creer que detuvimos un golpe de Estado (…) por todo eso incendiaron la Contraloría, intentaron romper la democracia, tomarse la Asamblea, el caos y la impunidad era el camino hacia allá y no lo permitimos. Eso es lo que no me perdonan, es por eso que me llegan a juicio político, a algunos además les molesta que frente este episodio y esta crisis haya estado una mujer”, señaló Romo.

Sin embargo, para Freddy Carrión, defensor del Pueblo, las razones para procesar a Romo están justificadas. Durante su comparecencia ante la Comisión de Fiscalización insistió en el argumento de varias organizaciones de derechos humanos y en el informe de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos, que determinó que en el país hubo uso excesivo de la fuerza.

Tras un año, según la información proporcionada por Carrión con base a los datos de Fiscalía, no existen avances en las investigaciones ni se ha determinado a los responsables de los 13 fallecidos, 1.340 heridos, 20 personas que perdieron uno de sus ojos, las supuestas detenciones arbitrarias, entre otras.

“La ministra dijo que la Defensoría del Pueblo hasta se inventó un muerto, cuando ese hecho fue denunciado por la Conaie. Tras un año no se conoce una cifra exacta de fallecidos, determinar eso es obligación del Estado, cuando un Gobierno no quiere reconocer las cifras de los organismos de derechos humanos lo que busca es confundir a la ciudadanía”, puntualizó Carrión.

Líderes indígenas enfrentan 10 investigaciones

Los líderes indígenas Jaime Vargas y Leonidas Iza enfrentan juntos 10 investigaciones en su contra por los hechos ocurridos el pasado octubre y también por las recientes protestas del 12 de octubre del 2020. Ayer acudieron ante la Fiscalía para rendir versión por uno de estos procesos, el secuestro de policías y periodistas ocurrido el 10 de octubre del 2019 en el interior del ágora de la Casa de la Cultura.

Jaime Vargas informó que solo en su contra existen 8 indagaciones, señaló que los dirigentes no son responsables de una protesta a la que no convocaron, sino que fue impulsada por los ciudadanos; dijo que el principal causante de lo ocurrido fue el Gobierno, que impulsó el alza de los combustibles sin alcanzar un consenso previo. “Los dirigentes respondimos el mandato del pueblo, estuvimos miles de ecuatorianos, todos tendrán que ir a la cárcel”, dijo. (I)