Morona busca reactivación turística

Autoridades cantonales disponen reapertura de negocios turísticos para reactivar la economía. 

1111
El COE Cantonal de Morona (Macas) autorizó el uso de espacios turísticos, bajo el cumplimiento de los protocolos de bioseguridad, es el caso de los atractivos naturales, donde se efectúan algunas adecuaciones. Cortesía

La provincia de Morona Santiago prioriza la reactivación económica a través de las actividades turísticas. Esto, se refleja en las últimas medidas adoptadas por los Comités de Operaciones y Emergencias (COE) Cantonales para enfrentar la crisis sanitaria del COVID-19.

El 13 de septiembre terminó el estado de excepción en el país, cuando transcurrió más de cinco meses de la emergencia. Con ello, quedó en manos de las autoridades cantonales establecer los protocolos de acuerdo a las realidades de cada uno de sus territorios.

Los 12 COE Cantonales de la provincia amazónica -que encabezan los alcaldes, quienes presiden los Concejos Cantonales- sesionaron hasta la semana pasada para definir las hojas de ruta.

En su mayoría -salvo pocas excepciones- resolvieron la reapertura de: balnearios, hosterías, bares, discotecas, salas de recepciones incluyendo el reinicio de actividades deportivas bajo restricciones en aforo, horarios de atención y operatividad.

Necesidad

Una encuesta del Ministerio de Turismo (MINTUR) sobre los tres primeros meses de la crisis sanitaria (marzo, abril y mayo) en la provincia de Morona Santiago, señala que los establecimientos turísticos en alimentos y bebidas registran pérdidas económicas de 1.2 millones de dólares.

Además -los resultados obtenidos para la actividad de alojamiento– el promedio de visitantes nacionales y extranjeros se redujo a cero. Se registran pérdidas por cancelación de reservas de alrededor de 570 mil dólares.

Estos antecedentes se consideraron por las autoridades cantonales para establecer parte de las medidas vigentes en sus jurisdicciones.

En el cantón Morona (Macas), capital de la provincia, por ejemplo, se autorizó todos los días -desde las 06:00 hasta las 22:00 y con un aforo del 50%- la reapertura de balnearios, piscinas y lugares turísticos; mientras de miércoles a sábado desde las 15:00 hasta las 24:00, funcionarán los bares, discotecas y salones de recepciones.

De acuerdo con Paúl Arévalo, director de Economía Solidaria, Gestión Social y Turismo del Municipio, la crisis del COVID-19 golpeó el turismo del cantón, es así como de 86 locales turísticos catastrados antes de la emergencia, 10 cerraron sus puertas.

En el cantón Sucúa -que se caracteriza por importantes atractivos naturales- se aplican casi las mismas autorizaciones que Morona (Macas), pero se suman otras como: reapertura de billares, salas de videojuegos, entre otros.

Algo similar sucede en el cantón Gualaquiza, con la diferencia que autorizan también el funcionamiento de centros de tolerancia de lunes a sábado desde las 16:00 hasta las 00:00.

Cautela

En cambio el cantón Santiago de Méndez prefiere ser más cauteloso aún para evitar posibles rebrotes del virus, es así como mantienen durante este mes prohibido el funcionamiento de bares, discotecas, salones de recepciones y billares.  Sus autoridades analizarán los cambios de disposiciones en octubre. (BPR)-(I)

Cifras de contagios

Según el reporte del 19 de septiembre de la coordinación Zonal 6 del Ministerio de Salud Pública (MSP), en los seis meses cumplidos de la crisis sanitaria del COVID-19 se registran 2.631 contagios en Morona Santiago.

Morona (Macas) encabeza la lista de infectados con 962 casos confirmados (740 recuperados), le siguen Sucúa con 396 (367 recuperados), Gualaquiza con 375 (363 recuperados), Palora con 203 (200 recuperados).

Además, Santiago de Méndez con 178 (165 recuperados), Taisha con 155 (154 recuperados), Logroño con 97 (96 recuperados), Limón-Indanza con 72 (64 recuperados), Huamboya con 64 (60 recuperados), Tiwintza con 52  (51 recuperados), Pablo Sexto con 45 (44 recuperados) y San Juan Bosco 32 (32 recuperados). (I)