La OMS apela a los jóvenes mientras la pandemia alcanza 20 millones de casos

456
Srinagar (India), 10/08/2020.- A paramedic performs a Rapid Antigen test for COVID-19 in Srinagar, the summer capital of Indian Kashmir, 10 August 2020. According to reports, Covid-19 positive cases are witnessing an unusual spike in Kashmir, and the numbers of victims are increasing. EFE/EPA/FAROOQ KHAN

La Organización Mundial de la Salud (OMS) aprovechó la celebración hoy del Día Internacional de la Juventud para pedir que los jóvenes se involucren más en la lucha contra una pandemia que, en esta jornada, alcanzó los 20 millones de casos globales, y que golpea especialmente a regiones como Latinoamérica.

«Tenéis un gran papel que jugar», subrayó el director general del organismo con sede en Ginebra, Tedros Adhanom Ghebreyesus, en un seminario virtual con jóvenes de todo el mundo, en el que apeló a que la creatividad de las nuevas generaciones se ponga al servicio de la lucha contra la pandemia.

RESPONSABILIDAD PARA TODAS LAS EDADES

«Aunque la mayor parte de los jóvenes no corren riesgo de sufrir gravemente la COVID-19, comparten la responsabilidad colectiva de ayudarnos a detener su transmisión», subrayó el experto etíope.

La directora técnica de la OMS en la respuesta contra la COVID-19, la estadounidense Maria Van Kerkhove, añadió que las obligaciones de estos jóvenes son similares a las de personas de otras edades, desde la frecuente higiene de manos, al uso de mascarilla y gel hidroalcohólico, o el distanciamiento social.

Además «pueden ayudar a los más mayores con las herramientas tecnológicas» que son más familiares en general para ellos, con el fin de seguir conectados aunque sea a distancia, explicó Van Kerkhove en una sesión de preguntas y respuestas emitida por redes sociales.

También advirtió que los jóvenes «no son invencibles» ante el virus, ya que se han dado casos graves e incluso fatales entre niños y adolescentes, aunque en ellos lo más frecuente es sufrir casos leves de COVID-19 en caso de contraer el coronavirus.

PRECAUCIÓN SIN OBSESIÓN

El director de Emergencias Sanitarias de la organización, Mike Ryan, pidió a las generaciones jóvenes que busquen cierto equilibrio y actúen cada día «como si la vida dependiera de ello» pero a la vez eviten obsesionarse.

«El riesgo cero es imposible, no puede pensarse todo el tiempo en qué es o no peligroso, pero hay que tener en mente a los demás», afirmó Ryan, recordando que los jóvenes deben intentar no contraer el virus no sólo por su bien, sino por el de los demás, para intentar no transmitir la altamente contagiosa enfermedad a otros.

Ante el aumento de rebrotes de COVID-19 en lugares frecuentados por jóvenes, como discotecas o bares, tanto Ryan como Van Kerkhove aseguraron que no se trata de culpar a ese grupo de edad de los nuevos focos de contagio, sino de concienciarlos.

En los lugares donde los confinamientos se mantienen o han tenido que volver a dictarse, los expertos de la OMS recomiendan a los jóvenes que mantengan ciertas rutinas diarias y «limiten su tiempo ante las pantallas», evitando además las fuentes de noticias que les causen ansiedad o contengan informaciones erróneas.

Van Kerkhove también les pidió que no olviden «hacer de vez en cuando pequeñas cosas que les hagan felices, desde leer un libro, escuchar música, reír o hablar con los seres queridos».

Los mensajes de la OMS a los más jóvenes llegan un día después de que la Organización Internacional del Trabajo (OIT), alertara de que la pandemia ha causado un deterioro en la salud mental de estas generaciones, estimando a través de un sondeo que un 17 por ciento de ellos sufren ansiedad o depresión.

VEINTE MILLONES DE CASOS, LA CUARTA PARTE EN EEUU

De los 20 millones de contagios confirmados hoy por la OMS, una cuarta parte se concentran en Estados Unidos, que también franqueó en esta jornada una cifra simbólica, la de los cinco millones de infecciones.

América, con 10,8 millones de casos, sigue siendo la región más afectada del mundo, seguida de Europa (3,6 millones de contagios), el sur de Asia (2,7 millones) y Oriente Medio (1,6 millones).

Por países, tras Estados Unidos, el territorio con más infecciones es Brasil, con tres millones, seguido de India (2,3 millones), Rusia (897.000) y Sudáfrica (563.000).

Les siguen cuatro naciones latinoamericanas: México (485.000 casos), Perú (483.000), Colombia (397.000) y Chile (376.000).

España es la undécima nación más afectada del mundo y la primera de Europa Occidental en lo que respecta a casos confirmados por la OMS, con 314.000. EFE