289 mil personas perdieron su empleo en la pandemia

Gobierno propone nuevo contrato por obra o proyecto

665
E ministro del Trabajo, Andrés Isch, comparece ante la comisión de Derechos Laborales.

Despidos afectaron a las personas con discapacidad, más de 2.000 han sido desvinculadas.


Andrés Isch, ministro del Trabajo, está decidido, como él lo ha manifestado, a transparentar las cifras laborales en el país. Así es como se pudo conocer, por primera ocasión, la cantidad de personas que han pedido su empleo formal durante la pandemia (desde el 13 de marzo), cuyo número asciende a 289.258.

El sector más afectado es el del comercio y el de la reparación de vehículos y motocicletas (41.694 empleos perdidos), agricultura, ganadería y pesca (38.902), industrias manufactureras (37.489), construcción (28.779) y servicios administrativos (21.446).

“Tenemos sectores que han sufrido muchísimo, por ejemplo el del turismo y la alimentación, que en número de empleos perdidos podría no ser importante, pero en porcentaje es una de las áreas con mayor afectación, en la que además no se ve soluciones cercanas”, dijo Isch.

Además, dentro de los sectores vulnerables (a los que incluso les es más difícil volver a vincularse al mercado laboral), también hubo despidos, el 6 % de los contratos de personas con discapacidad ha sido terminado en los últimos meses, aproximadamente 2.000, de los 35.000 existentes.

Sector público

En cuanto al sector público,  4.000 personas han sido despedidas, esto no incluye a quienes se les dio por terminado los contratos, Andrés Isch puntualizó que las desvinculaciones continuarán.

“Los procesos de optimización en el sector público deben seguir hasta que contemos con un Estado que tenga un tamaño adecuado, que garantice una buena calidad de prestación de servicios, pero también que garantice que la calidad del gasto”, advirtió el ministro.

Si las cifras de terminación de contratos formales son alarmantes, para el ministro es aún más preocupante el crecimiento de la informalidad, según los datos presentados por el Ministerio del Trabajo, pues el Instituto Nacional de Estadística y Censo (INEC) no ha podido, por las restricciones de movilidad, presentar las cifras mensuales.

“En diciembre del 2019 teníamos 46,7% de los empleos en el sector informal, es decir que bordeaban la mitad del empleo en Ecuador. Pensamos que ese porcentaje ha crecido y a esto debemos ponerle atención, porque las personas de este sector están sujetas a vulnerabilidades mucho más altas, no tienen la protección de la seguridad social, ganan menos de lo que deberían, trabajan más horas de las que deberían y en condiciones que no deberían, por eso debemos luchar por regresarles a la formalidad”, dijo el ministro.

Sin embargo, también existen cifras positivas, 127.579 nuevos contratos se registraron, 26.620 en el área de la agricultura; 17.957 en la industria manufaturera; 16.211 en el comercio; 13.104 en la construcción y 11.386 en servicios administrativos. (ASM)-(I).

Nuevo contrato por obra o proyecto

Con la intención de vincular al sector formal a más personas, el Ministerio del Trabajo emitió el Acuerdo Ministerial 136, que establece lineamientos para el contrato por obra o servicio determinado. Su duración será mientras dure el proyecto, tras lo cual se puede desvincular al trabajador con el pago de una liquidación con desahucio y proporcionales, pero sin entrar en la figura de despido intempestivo.

El salario y el aporte a la seguridad social serán proporcionales a las horas trabajadas. El cálculo se hará con base al Salario Básico Unificado, puede ser superior, pero no inferior.

“Esto va a ser un beneficio para el emprendedor, pero también para las personas que buscan una fuente de ingreso para su familia, quienes están desempleados, con gusto aceptarán este contrato que les permita subsistir y reincorporarse a la actividad laboral”, dijo Andrés Isch, ministro del Trabajo, quien puntualizó que en un nuevo contrato los empleados inicialmente contratados tendrán prioridad. (I).