Vía Cuenca-Déleg-Azogues, empeora 

Tanto en los tramos de Azuay y Cañar existen “graves” daños. Pobladores de los tres cantones exigen obras definitivas. 

1504
Moradores de Cuenca se quejan por el mal estado de la carretera que conecta a las dos provincias Azuay y Cañar. Uno de los tramos afectados está en las proximidades del ingreso a la parroquia Sidcay. BPR

La carretera Cuenca-Déleg-Azogues que atraviesa sectores como La Raya y Cojitambo se encuentra deteriorada en sus cerca de 40 kilómetros de longitud. Los reclamos de los moradores han sido constantes hacia las autoridades para que intervengan la vía que conecta a las provincias de Azuay y Cañar.

Los segmentos de la carretera, tanto los del cantón Cuenca (Azuay) como los de Déleg y Azogues (Cañar), presentan “graves” daños que con el transcurso de los días, las intensas lluvias y el paso de los vehículos aumentan considerablemente. Esto, genera “más de un dolor de cabeza” para los conductores que la utilizan diariamente.

En lo que respecta a Cuenca, el tramo más afectado de la carretera está entre la parroquia Ricaurte y el ingreso a Sidcay. Aquí, los baches reaparecen en corto tiempo pese a las labores de mantenimiento que realicen las autoridades para “en algo” mejorar las condiciones de la calzada.

Los vecinos de la zona concuerdan en la necesidad del cambio total de la carpeta asfáltica, ya que no soporta más bacheos porque cumplió con su vida útil. Mercedes Castro, moradora de Ricaurte, aseguró que un inadecuado mantenimiento sería la principal causa del deterioro de este tramo vial.

Necesidad

Algo similar sucede en el tramo de Déleg, especialmente a la altura de los sectores como: Gunin, ingreso a Dubliay, Gulaquin, El Rocío, entre otros, donde los baches y hundimientos son frecuentes y dificultan la circulación vehicular.

De acuerdo con, Roberto Quishpi, vecino de Gulaquin, la Municipalidad de Déleg invirtió alrededor de 5.000 dólares para “un pequeño bacheo” en ese sector hace algún tiempo atrás, pese de que la competencia es del Gobierno Provincial del Cañar”. Aseguró que este tramo ya no necesita de más bacheos que duren “muy poco”, sino de una nueva carpeta asfáltica.

Esta situación tampoco varía en el tramo de Azogues que atraviesa la parroquia Cojitambo e incluye el paso que lleva a la Autopista para conectarse con la ciudad (capital provincial).

En tan malas condiciones se encuentra este tramo que hace pocas semanas, la cooperativa de buses Panamericana (ruta Azogues-Déleg) realizó por su cuenta una especie de bacheo con material de lastre en algunos puntos críticos.

Según, Marcos Rojas, chofer de dicha cooperativa, ejecutaron esta labor por los riesgos de que las unidades de transporte caigan en los baches y sufran algún daño, especialmente en el sistema de suspensión. Pidió a las autoridades competentes que intervengan lo más pronto este segmento de la vía. (BPR)-(I)

Prefectos responden por estado  

Sobre el tramo que corresponde al Azuay, el prefecto Yaku Pérez, explicó que desde esta semana iniciarán los trabajos de bacheo en diferentes carreteras de la provincia, siendo una de estas, el tramo Ricaurte-La Raya de la Cuenca-Déleg-Azogues, como una medida emergente para mejorar el tránsito.

Pérez aseguró que se trabaja en un estudio para un proyecto y “saber cuánto nos costaría el presupuesto de una nueva vía”. Reiteró que por ahora efectuarán el bacheo asfáltico que sirva por “un par de años”.

Mientras del tramo en Cañar, el prefecto Bayron Pacheco, recordó que existe un compromiso firmado por Gabriel Martínez, ministro de Transporte y Obras Públicas (MTOP) para el mejoramiento de los puntos críticos del tramo Déleg-Azogues con una nueva carpeta asfáltica, pero con lo sucedido por la emergencia sanitaria del COVID-19, se desconoce sobre cuando se lo hará efectivo.

Aseguró que el MTOP intervendrá este tramo “pese que es de nuestra responsabilidad porque fue una obra mal ejecutada por el anterior gobierno del expresidente Rafael Correa, y que fue un error de la anterior administración provincial recibir la misma”. (I)