Arte y creatividad en estas vacaciones escolares

1209

Cerca de dos millones de niños y adolescentes de la Sierra y la Amazonía finalizaron un año escolar atípico: encerrados en sus casas y mirando una pantalla. Hoy, para quienes cumplieron con las tareas, empezó el periodo vacacional, y, sin embargo, igual que las clases, se desenvolverá en un entorno extraño.

Los parques no están habilitados en su totalidad, las zonas de entretenimiento infantil están cerradas y las colonias vacacionales serán virtuales porque los niños todavía deben quedarse en casa, según las disposiciones del Comité de Operaciones de Emergencia nacional.

Y aunque los menores de edad están dentro de sus hogares para protegerse del virus invisible, también deben lidiar con el aislamiento obligatorio y con la tecnología, porque si bien los aparatos electrónicos les han permito, de una u otra manera, mantener cierta interacción, sobre todo para sus estudios, estos son un problema cuando hay un exceso.

En abril del 2019, la Organización Mundial de la Salud había explicado que los niños tienen que pasar menos tiempo sentados y mantenerse más activos, y evitar en lo posible el uso de pantallas. Pero un año después, aquello no se cumple en su cabalidad por el encierro obligado.

Vacaciones

Para la psicóloga clínica infantil, Martha Barros, los padres tienen que pensar en las vacaciones de sus hijos, aunque pueda sonar irónico. Lo principal es dejar en claro que el año escolar finalizó y que se pueden realizar nuevas actividades ajenas a la escuela.

“Yo sé que los padres sin hacer ningún mal quieren que sus hijos se nivelen, pero por lo menos ahora dejemos eso a un lado. Hay que usar la creatividad. No torturemos a los niños”, opinó Barros.

Si bien los infantes estarán en sus casas, para la psicóloga el hogar puede ser un laboratorio de aprendizaje en el que no es necesario la abundancia de recursos para que los niños se mantengan activos.

En internet hay un sinfín de ideas para que los padres puedan establecerlas a diario. Todo depende de la predisposición de las familias para aplicarlas.

Optar por el arte

En caso de que los padres decidan en inscribir a sus hijos en una colonia vacacional virtual, lo positivo y recomendado sería una relacionada con el arte, ya que, según la UNESCO, en este tiempo de distanciamiento y aislamiento, se ha demostrado que la música, el cine, la literatura, el baile, el teatro, entre otras expresiones ha ayudado a calmar la ansiedad y liberar el estrés liberado por el confinamiento.

Y en Cuenca, desde hace algunos días, colectivos, academias y escuelas están ofertando una serie de cursos artísticos que serán online. En algunos casos, los organizadores de talleres, para evitar que los padres se expongan en la compra de materiales, están entregando a domicilio las herramientas que requieren para cumplir con las actividades. (AWM)-(I)