Las campeonas de la Superliga Femenina 2019 tomaron distintos rumbos

606
La arquera Andrea Morán (I) durante uno de los entrenamientos de El Nacional en Tumbaco.

En el 2019 Deportivo Cuenca marcó un hito en la historia del balompié ecuatoriano. Fue el primer club en llevarse el título de la primera edición de la Superliga Femenina y fue capaz de llenar el estadio Alejandro Serrano Aguilar. Por falta de acuerdos entre directivos, cuerpo técnico y jugadoras, el plantel se desintegró y en 2020 jugarán en diversos clubes.

Un buen porcentaje migró a El Nacional incluido la DT Wendy Villón. La entrenadora guayaquileña se llevó a la arquera Andrea Morán, a las defensas Suany Fajardo, Nicole Charcopa, Samantha Avilés, a la volante Ericka Gracia y a la goleadora Madelin Riera.

En la lista también estaba Iliana Bowen, pero la central de 25 años de edad buscó un equipo en su natal Guayaquil por este año se incorporará como Ingeniería en Auditoría, en la Escuela Politécnica del Litoral (Espol). Además, tiene un bebé de un año cinco meses, del que le costaba alejarse cuando tenía que venir a Cuenca. Finalmente firmó contrato con Emelec.

Otros clubes

Independiente del Valle, más conocido en el ámbito femenino como el equipo de las Dragonas, por su vinculación con la Universidad San Francisco de Quito, fichó a las delanteras Gianinna Lattanzio y Mayerli Rodríguez. Esta última comenzó jugando como central en el Cuenca.

La volante Britney Guadamud se vinculó al Guayaquil City; la delantera cuencana Kareli Alvarado regresó a su club de formación Carneras UPS FC; la delantera Erika Vásquez se decidió por el 7 de Febrero (Los Ríos) después de sondear opciones en el mismo Cuenca y El Nacional. La central Justin Cuadra dio un salto internacional y es refuerzo del Colo Colo, dirigido por la exseleccionadora nacional Vanessa Arauz.

Renovación

Las únicas que renovaron contrato con las Leonas fueron Tatiana Bermeo, Inés Jhonson, Marissa Tamayo, Wendy Carreño, Priscila Quituisaca, Nahomi Anangonó, Paulina Quizhpi entre otras jugadoras juveniles cuencanas que tuvieron pocas oportunidades con Villón.

De momento, la única que aún no ha confirmado equipo es la volante Andrea Pesántez. SI bien estuvo entrenando en el Cuenca, no fue anunciada como refuerzo en la presentación del equipo.

La Superliga Femenina 2020 estaba para iniciar a mediados del mes de marzo, pero por la emergencia sanitaria está suspendida. (BST)-(D)