Acoso virtual, una acto de crueldad que sufren los pacientes portadores del COVID 19

Hay que combatir la ignorancia virtual con información veraz y procesos legales, según experto en redes.

526
Silvia Mora está impaciente por saber los resultados del nuevo estudio que se le practicó sobre el COVID 19.(Cortesía) 

 

El poder adquirido por las redes sociales manejadas sin control por niños y adultos están generando resultados preocupantes, más aún en un momento tan crítico como el que ha puesto al mundo de cabeza, como es la emergencia por la pandemia del COVID 19.

Pacientes de portadores del coronavirus, a más de sufrir el trauma propio de saber que son parte de los contagiados con este virus que tiene paralizados a muchos países, tiene que soportar una persecución y acoso cual si fuesen una escoria para la “sociedad”, y lo que es peor, las personas son sometidas a esta crueldad, sin siquiera tener la certeza de si o no portadores.

Silvia Mora, tras levantarse de su shock por el linchamiento virtual del que ha sido víctima en la última semana, porque un estudio que le realizaron en su institución de trabajo, el hospital público Julius Doepfner de Zamora, dio positivo a pesar de no presentar síntomas que califiquen para el COVID 19, rechaza la actitud de la gente.

“Cuando me dieron los resultados, mis tres de los cinco hijos que estaban conmigo se derrumbaron y yo con ellos, al igual que mi nietecita de 6 años a quien recién le operaron de las amígdalas. Me derrumbé, pensaba en ellos, yo dije esto se derrumba, pero luego me levanté, confiaba mucho en mi Dios y me dispuse a luchar contra la enfermedad y declaré victoria desde el principio”, expresó.

Fue al hospital el 27 de marzo porque tenía ataque de nervios, algo que considera propio de la etapa de menopausia por la que atraviesa, allí decidieron hacerle una prueba. Ya aislada en cuarentena, su hija me veía por una rendijita, mientras ella se quejaba por la “apretazón en el pecho”, que no la dejaba hablar, aunque no tenía ningún otro síntoma.

“El domingo 29 en la noche nos enteramos por redes sociales que dí positivo; no tiene idea lo terrible y desastroso que fue, a nosotros nos acabaron, me dijeron de todo. Hicieron circular fotos de mi, de mis hijos y de mi esposo diciendo lo peor. Para el lunes 28 se le hizo una prueba a su hija que vino de Guayaquil 15 días atrás, pero salió negativo, ante esto pidieron  una segunda prueba, de la cual esperan con ansiedad ver los resultados, porque quieren recuperar la paz y olvidarse del tema.

Cristian Espinoza, especialista en el manejo de redes sociales recalca que una de las primeras y grandes recomendaciones de la Organización Mundial de la Salud (OMS), es no caer en el error de estigmatizar a las personas que tiene síntomas porque muchos casos como el expuesto ni siquiera se sabe con exactitud si es portadora o no; linchar en redes con mensajes y fotos a estas personas es otro grave error, a nadie nos gustaría que nos hagan eso, agregó.(AZD)-(I)

Cómo combatir

el linchamiento

Paran Cristian Espinoza hay una ignorancia virtual que es necesario combatirla, la gente tiene que educarse y tener empatía con quienes viven estos procesos, pues mañana puede ser uno de nuestros familiares y nos gustaría que nuestro hermanos o papás aparezcan en redes y peor sin haber siquiera verificado.

Dice que ya hay un precedente, un detenido en Esmeraldas por publicar información falsa que ocasiona daño.

Según abogados, se puede recurrir a la ley en dos ramas, la civil y la penal, dependiendo los daños que provoque la información.

COMILLAS

“Si yo no hubiese alcanzado la misericordia de Dios, ya me hubiera matado, fue terrible el ataque en redes sociales”, es la voz de Silvia.