Hospitalizados por coronavirus en el Austro subió 147%

948

A la espera de los resultados de 150 pruebas el número de casos en la provincia ha pasado de 98 a 100 en los últimos 4 días, pero estas cifras no coinciden con el incremento de pacientes en los hospitales de Cuenca.

En la última semana el número de casos confirmados se incrementó en un 79 % en la zona 6 que incluye a Azuay, Cañar y Morona Santiago, mientras que el número de hospitalizados subió, en el mismo lapso, en un 147 %.

Las cifras se registran en los informes del Comité de Operaciones de Emergencia (COE) Nacional, emitidas a diario desde el inicio de la emergencia sanitaria y detalladas por la coordinación de Salud en la zona 6.

Según estos números, a nivel regional los contagios pasaron de 57 a 100 en los últimos 7 días mientras los hospitalizados se incrementaron de 23 a 57 en igual período de tiempo.

Esta última cifra empieza a generar complicaciones para los hospitales locales. El director técnico del ‘José Carrasco Arteaga’ del Instituto Ecuatoriano de Seguridad Social (IESS) informa que tienen 13 camas para pacientes críticos de coronavirus y todas están ocupadas.

Esta casa de salud tiene espacio para unos 40 pacientes y actualmente atiende a 30. Si bien la cifra es fluctuante ya que hay personas que son dadas de alta, el número de camas ocupadas van en aumento y pone en jaque al centro médico.

“El fin de semana teníamos espacio para 10 pacientes crónicos y 13 casos, nos han prestado ventiladores y a pesar de eso el fin de semana estuvimos llenos” indica el galeno.

La casa de salud recibió ayer 3 ventiladores más, lo que según Maldonado “nos dará un respiro” pero no será suficiente si la curva de casos sigue al alza ya que, aseguró, “un buen número de pacientes hospitalizados presentan cuadros respiratorios severos”.

Desde el IESS se trabaja en la compra de 10 respiradores más y la contratación de personal para incrementar la oferta de salud. Esto pasará, según los cálculos de los funcionarios, en una o dos semanas.

En el hospital Vicente Corral Moscoso la situación no es distinta, al momento hay espacio para 30 pacientes y ayer los médicos se vieron en la obligación de sumar 2 ventiladores más a los 12 que ya tenían para brindar atención a pacientes crónicos de coronavirus.

El gerente del hospital, Iván Feicán, expresó mediante una rueda de prensa que “la situación sigue siendo preocupante” y que si el aislamiento social continúa irrespetándose lo más probable es que el número de casos aumente en las próximas semanas.

Para prevenir un desbordamiento del hospital regional se está ampliando la capacidad para atender a 70 pacientes de coronavirus y no se descarta, en un futuro cercano, destinar todo el centro médico exclusivamente a la hospitalización de pacientes con COVID-19.

Para esto se requieren más médicos, al menos 35 profesionales, insumos y equipos que al igual que en el hospital del IESS están en camino, pero aún no llegan.

El ministro de Salud, Juan Carlos Zeballos, explicó que la alta demanda de insumos médicos a nivel mundial dificulta las compras, pero aseguró que se están haciendo las gestiones del caso para dotar a todos los hospitales de lo necesario en su lucha contra el coronavirus.

Sobre el personal, afirmó que la caída de un proceso de contratación iniciado hace dos semanas se debió a que “los médicos no quisieron ir a Guayaquil” a prestar sus servicios como apoyo a la emergencia que se vive en esa ciudad, aún cuando la necesidad de su vinculación se había pedido por el hospital de Cuenca.

Mientras los insumos, el personal y los equipos llegan para incrementar la capacidad de los hospitales locales contra el coronavirus, el Centro de Alto Rendimiento (CEAR) está listo para recibir a pacientes que requieran cuidados intermedios.

El coordinador Molina explicó que este local se convertirá en un centro de referencia si es que los hospitales ven desbordada su capacidad de atención, algo que aún no ha pasado, pero se muestra cercano si las cifras de contagiados y hospitalizados siguen en aumento. (JMM) (I)