Los posibles escenarios del coronavirus en Ecuador creados con datos de movilidad

1664

Por Jackeline Beltrán

En diferentes partes del mundo hay personas creando modelos y escenarios de lo que puede ocurrir con la propagación del coronavirus según las medidas que apliquen los Gobiernos. En Cuenca está Daniel Orellana, experto en geoinformación y miembro del equipo de Investigación de Ciudades Sostenibles de la Universidad de Cuenca, Llactalab.

El cuencano trabaja con el científico ecuatoriano Hernán Aguirre, radicado en Japón, y Rolando Armas, de la Escuela Politécnica del Ejército, ESPE, en un modelo que trata de estimar cómo se infectarán los ecuatorianos –en números gruesos- a lo largo del tiempo.

Aguirre desarrolló el modelo base que se alimenta con datos de movilidad. Él hizo una simulación inicial y generalizada con datos de transporte público como las frecuencias de buses entre las diferentes capitales de las provincias del país.

Luego accedieron a datos de movilidad del 2019 del proyecto IRMOVA de la Agencia Nacional de Tránsito (ANT), que son más precisos y proveen información del número de personas que viajan entre provincias.  “Estos datos están basados en registros de teléfonos celulares, son datos anonimizados y agregados”, explica Orellana.

El resultado de ese trabajo es la posibilidad de dibujar escenarios de dispersión del coronavirus en el país a partir de tres variables: movilidad interprovincial, movilidad intraprovincial y aislamiento. Es importante entender que en este modelo no importan tanto los números precisos de contagios por día. Lo que importa realmente, enfatiza Ofrellana, es la tendencia de la curva, su comportamiento, es decir si crece o se aplana.

En un escenario en el que se restringe la movilidad inter e intraprovincial y se asila a un 20 por ciento de la población con contagio, la curva quedaría así:

No se trata de un modelo elaborado con big data (grandes volúmenes de información), sino que más bien es el modelo más adecuado para la cantidad de información a la que tienen acceso los investigadores.

Para que el modelo sea más preciso hay dos cosas importantes, explica Orellana: los datos de movilidad que provienen de las compañías de teléfono y que generalmente tienen un costo. El investigador cuencano considera que en el contexto de esta emergencia las empresas podrían donar esa información.

Lo segundo es que el Gobierno publique más datos y de una forma más abierta. Al momento los informes que emiten son en formato PDF. “Se requieren datos tabulados en archivos más fáciles de trabajar y datos más detallados”, señala.

Por ejemplo, en lugar de dar información de los casos únicamente por rango de edad, se puede detallar los números de contagios en las edades precisas. Tampoco existe información específica de los lugares donde están los pacientes que contrajeron el COVID-19. Si eso existiera, se podrían hacer modelos a nivel de parroquias.

Escenario sin restricción en la movilidad intraprovincial e interprovincial y  sin detección y aislamiento de contagiados:

“Yo apoyo las medidas, las decisiones basadas en evidencia y precisamente estamos tratando de generar evidencia para una adecuada toma de decisiones y espero que esto pueda servir al Gobierno”. Daniel Orellana

 

El científico cuencano Daniel Orellana tiene experiencia trabajando con datos de movilidad. Cortesía

Enlace al visualizador interactivo de los escenarios de dispersión del coronavirus

https://sites.google.com/view/lia-modo-covid-19-ecuador/visualizador