Medidas por crisis

1045

El anuncio de las medidas de carácter económico, destinadas a paliar en algo la crisis que vive el país a consecuencia del brusco descenso de los precios internacionales del petróleo como consecuencia de la epidemia del Coronavirus, no fueron ciertamente las que temían varios sectores ciudadanos, ya que no tocaron los subsidios a los combustibles y el gas de uso doméstico, aunque a criterio de algunos analistas sería cuestión de tiempo que finalmente se decida un recorte en estos subsidios, a través de una focalización de los mismos.
Las últimas medidas adoptadas por el Gobierno, y que afectan principalmente a los empleados del Sector Público, y algunos recortes presupuestarios, sin embargo, no causarían mayor impacto en cuanto a aliviar la grave crisis de iliquidez que sufre el país, como consecuencia de la drástica caída en los precios internacionales del crudo.
El margen de maniobra que tiene el Gobierno actualmente es muy reducida, habida cuenta de que una eventual reducción o eliminación de los subsidios del gas generaría las consiguientes protestas, cuyas consecuencias fueron catastróficas para el país como sucedió el pasado mes de octubre. De allí la mesura de las recientes medidas económicas, tomando en cuenta, además, que nos encontramos en un período pre electoral, donde diversos sectores políticos y sociales aprovecharían de manera inmediata cualquier situación de descontento ante medidas que eventualmente pudieran afectar a diversos sectores sociales.
Otro problema que agrava la difícil situación económica del Ecuador es la calificación de Riesgo País, la más alta del área, después de Venezuela, lo cual pone al país en riesgo de no recibir créditos internacionales, más el descenso en la cotización de sus bonos que con ello bajarán a los mínimos internacionales. Esta especie de castigo al Ecuador, parte de la percepción desde el exterior de que el país no está en capacidad de honrar sus compromisos en materia de la Deuda Externa.