Buscan alternativas para disminuir costo de viviendas

580

El costo del suelo y la demorada tramitología que deben hacer los constructores de proyectos inmobiliarios, están entre las causas para que en Cuenca no se puedan hacer viviendas de interés social, que oscilan entre 70.000 y 90.000 dólares.

Henry Astudillo, director de la Cámara de la Construcción de Cuenca,manifestó que el tiempo que se demora para la aprobación de un proyecto para obtener permisos de construcción y aprobación de planos es demasiado largo, lo que conlleva a que los costos de los proyectos suban.

Una entidad financiera local hizo un estudio y calcularon que en promedio se tardaban hasta 500 días en la aprobación de un proyecto mediano a grande.

Eso significa que tiene que subir el costo del terreno, porque ahí se cargan los gastos administrativos, que son estas demoras en tramitología, indicó.

Se han coordinado algunas actividades con la Municipalidad de Cuenca, como la licencia urbanística, que ya se está sacando en 2 a 4 días de forma digital, lo que es importante, y también para obtener la propiedad horizontal para construir en altura, que también demoraba. Hubo una buena acogida en la Municipalidad para estas propuestas y se está trabajando en ello, dijo.

A esto también se suma la especulación en el valor del suelo en Cuenca, y por eso la Cámara de la Construcción apoya la Ordenanza de venta de suelo o edificabilidad, es decir de poder crecer en altura.

Esto quiere decir que el costo por metro cuadrado debería disminuir, y queremos con la Municipalidad que haya incentivos para hacer viviendas de interés social, de hasta 91.000 dólares.

La mayoría de Concejales están de acuerdo en crecer en altura, porque se evitará hacer más obras en la ciudad, como vías, agua potable, alcantarillado, etc., considerando que al momento la ciudad está creciendo hacia la periferia, y eso significa más costos, cuando se puede concentrar en la ciudad la población, explicó Henry Astudillo.

Promocionan proyectos existentes

La Cámara de la Construcción de Cuenca también gestionó con el MIDUVI que se haga la modificación de los artículos pertinentes, para que las casas que tenían en stock en oferta inmobiliaria, se regularicen y puedan vender sus viviendas de interés social.

Para ello, el promotor inmobiliario tiene que inscribir las viviendas en el MIDUVI en Quito, pero como Cámara han pedido que se descentralice este trámite para hacerlo en Cuenca, y el Ministerio envía el nombre del programa de vivienda a la parte financiera, para que puedan ser sujetos de crédito del 4,99% de interés anual, que son los créditos que ofrecen los Bancos del Pacífico, Pichincha, Mutualistas Pichincha y Azuay, informó por su parte, María Cristina García, presidenta de la Cámara de la Construcción de Cuenca.

Desde este gremio, han apoyado a la Mutualista Azuay como institución local, porque el dinero de los créditos se va a dinamizar en esta provincia, mientras que en los otros casos se queda a nivel nacional, dijo.

Es sencillo acceder a los créditos que ofrecen estas instituciones financieras, pero lo que hay más bien es desinformacion del promotor inmobiliario, que no inscribe estas viviendas, que puede ser desde una en adelante.

Como iniciativa privada, las viviendas de interés social en Cuenca sólo lo ofrecen Condominios Bemani y los proyectos de EMUVI. (COR) (I)