Luisa Nivicela, ex marchista que se dedica a la agricultura y ganadería

Luisa Nivicela se dedica a la agricultura y ganadería. La ex marchista recordó sus experiencias para el especial sabatino: "¿Qué es de la vida de...? que cada semana presenta Diario El Mercurio.

5885
La ex marchista Luisa Nivicela se dedica a la ganadería. PSR

Luisa Nivicela se moviliza cada mañana en su pequeña camioneta, color rojo, desde Narancay Alto hasta Uchuloma para dedicarse a faenas de agricultura y ganadería.

Entre punto y punto hay una distancia aproximada de cuatro kilómetros que muchas veces le ha tocado cubrir a pie, nada complicado para la ex marchista azuaya que estuvo acostumbrada a “quemar suela” en diferentes pistas internacionales defendiendo los colores del país.

Nivicela vive actualmente en la casa de su padre Carlos Nivicela, después de divorciarse, junto a su segunda hija Paola Zhinín, quien “siempre ha estado a mi lado”. Tiene cuatro hijos en total y un nieto que se llama Josué Misael.

La ex seleccionada de Azuay y Ecuador recuerda que dejó la marcha atlética hace 27 años. “Siempre llevo presente todos los logros que alcancé en mi carrera deportiva, aún conservo algunas medallas y trofeos que he ganado en la marcha, deporte del cual me retiré después del Mundial de Bulgaria en 1991, en donde me ubiqué en el top ten, entre 50 participantes, a pesar de ser juvenil…Gracias al deporte conocí muchos países, conozco la mayoría de países sudamericanos, me falta por conocer Bolivia, Paraguay y Chile…Incluso, estuve 45 días en el Centro Olímpico de México, allá por 1988”.

Dice que es grata con las personas que le brindaron el apoyo en la marcha. Recordó por ejemplo a Luis Chocho como su mentor. “Lucho nos enseñó esta disciplina cuando estaba en el colegio Manuel Córdova de Baños y nosotros prácticamente fuimos los pioneros de la marcha en la provincial y el país”.

También tiene un lugar especial en su corazón para Miriam Ramón, Bertha Vera y Jefferson Pérez, con quienes últimamente compartieron un almuerzo “condimentado” de muchos recuerdos.

Mientras muda y saca leche a las vacas para llenar las grandes cantarillas de aluminio y entregar a los mayoristas un promedio de 40 a 80 litros diarios, Luisa comparte que su primera competencia fue un Campeonato Nacional de Riobamba cuando tenía 13 años. “Ha pasado tanto tiempo, pero todavía conservo el ritmo, hace dos años participé en el Campeonato Interclubes…la marcha es una pasión que nunca terminará”, concluyó.

El Dato

Luisa Nivicela tiene 45 años y forma parte de la Galería de la Fama de Federación Deportiva del Azuay. Entre otros logros resalta que se ha ubicado tercera a nivel sudamericano y que clasificó a los Juegos Olímpicos de Barcelona, pero “lamentablemente no me llevaron”.

La Frase

…Todavía conservo las medallas, trofeos y algunas fotografías, aunque los mejores recuerdos los llevo en el corazón. Le debo mucho a la marcha olímpica porque gracias a esta disciplina deportiva he podido conocer muchos amigos que hasta ahora conservo su amistad y también muchos países del mundo…”.

José Mosquera Baca

@jmosquera1982