Perspectivas económicas

676

Al finalizar el presente año, el Gobierno Nacional ha manifestado optimismo en cuanto a las perspectivas de la economía ecuatoriana en el nuevo año por iniciarse. En efecto, una vez que el Fondo Monetario Internacional (FMI) ha manifestado su aceptación al paquete de reformas, que fue modificado en cuanto al incremento de los combustibles, debido a las protestas de octubre pasado, y que cuenta con leyes como la de simplificación tributaria, y otros proyectos a ser tratados en la Asamblea Nacional, lo cual significa un respiro, aunque relativo, para la economía nacional, con la reanudación de los desembolsos del crédito del organismo multilateral.
Sin embargo, la economía ecuatoriana se mantiene en una crisis que debe ser corregida urgentemente, de acuerdo a los análisis de diversos expertos en el manejo económico y monetario. Para ello, es necesario focalizar los subsidios, tanto del gas de uso doméstico como de los combustibles derivados del petróleo, temas sumamente sensibles, dado el rechazo que genera cualquier proyecto de medidas de este tipo. Para la focalización de los subsidios, sería necesario contar con la cooperación de los sectores sociales, es decir lograr un consenso al respecto. Algo difícil, por cierto, pero que debe intentarse en aras de superar la crisis y el estancamiento económico en que se encuentra el país.
Otro aspecto a ser tratado es el referente a la reducción del gasto corriente en el Sector Público, tema que se lo ha efectuado de forma muy parcial, ya que, a pesar de los recortes de personal, vehículos, celulares, etc. en la burocracia, esta continúa teniendo un impacto sumamente amplio en el presupuesto del Estado, al igual que los organismos seccionales en las principales ciudades y provincias más pobladas del país. Igualmente, la dinamización del aparato productivo, generación de nuevos empleos, incremento y diversificación de las exportaciones no petroleras, constituyen temas que ameritan ser abordados urgentemente, dentro del manejo económico y la inversión productiva para el año próximo. (O)