Piden que conductor prófugo esté en lista de “Más Buscados”

El acusado como causante del choque habría salido del país al día siguiente de la tragedia.

182
Sara Tiñigañay sostiene la foto de su hija Ivonne Tatiana Tenecela, de 23 años, quien murió en un percance de tránsito el 4 de mayo de 2019.

“Solo pido que la muerte de mi hija no quede en el olvido” expresa Sara Tiñigañay, madre de la joven Ivonne Tatiana Tenecela, quien falleció a la edad de 23 años a consecuencia de un violento percance de tránsito que sucedió el sábado 4 de mayo de 2019, a eso de las 21:10, en las calles Luis Cordero y Tomás de Heres, sector de Cristo Rey, en Cuenca. Allí chocaron un taxi y un automóvil Chevrolet Corsa.

Como consecuencia también murió otra joven de 29 años; además otras personas resultaron heridas.

La hipótesis manejada por los investigadores es que el conductor del vehículo particular no respetó las normas de tránsito y se produjo el mortal impacto.

Desde aquel entonces han transcurrido siete meses y el conductor considerado como presunto causante del percance continúa prófugo.

De acuerdo con datos de movimientos migratorios, al siguiente día del choque, él salió del Ecuador con destino a Perú y luego hacia otro destino.

Ahora, la madre de familia Sara Tiñigañay pide que el conductor prófugo sea colocado en la lista de los “Más Buscados”, con el propósito de que se intensifique la búsqueda y captura para que afronte el debido proceso judicial.

La noche que sucedió el accidente la joven Ivonne Tatiana Tenecela salió de su domicilio ubicado en la ciudadela Jaime Roldós para reunirse con unos amigos e ir a comer en un local, para esto abordaron un taxi, y a las pocas cuadras, dos pasajeras del taxi murieron por el choque.

Sara Tiñigañay señala : “Yo sé que mi hija ya no va a regresar, pero el caso no se puede quedar en el olvido, una muerte no se debe plasmar en una estadística más. Hay un conductor que debe responder, olamente pido justicia.”

La madre de familia relata que según testigos, el instante que ocurrió en accidente hubo un detenido, pero en confusas circunstancias se habría retirado del lugar. Ella conoció que el involucrado radicaba en una comunidad de la parroquia Paccha.

También los familiares de la referida víctima, señalan que la noche del accidente desconocidos se llevaron una cartera negra en la que estaban varios documentos y un teléfono.

Leonardo Amoroso, fiscal Provincial del Azuay, señala que las circunstancias del accidente están en investigación.

Falta la pericia de un video captado por la cámara de seguridad del taxi, diligencia que no se ha podido cumplir puesto que el archivo facilitado por la entidad competente tiene una clave, ahora se ha pedido una copia sin clave. (KOQ)-(I)