Carlos de la Torre: “Se gobierna a favor de la 
banca” | ENTREVISTA

27
Carlos de la Torre, primer ministro de Economía del actual Gobierno, ha presentado una serie de objeciones a las reformas tributarias. Internet

Por Andrea Salazar – 

Carlos de la Torre, primer ministro de Economía del actual Gobierno, ha presentado una serie de objeciones a las reformas tributarias. Profundiza en el tema en una entrevista con El Mercurio.

Usted advirtió que la Ley Crecimiento Económico era negativa, ¿qué parte de esta norma se mantiene en la propuesta actual?

La ley sigue manejando un concepto tributario que va de los impuestos directos hacia los indirectos, de los progresivos hacia los regresivos, pues se va en contra de mecanismos que mejoran la redistribución de ingresos. Se propone un impuesto progresivo con las contribuciones de las empresas que facturan más de un millón de dólares, pero se les imponen valores irrisorios, que dejarán una recaudación ínfima. Mientras, se le va a cargar de impuestos a la clase media, con el ICE a los servicios en línea, a los planes de telefonía móvil. Entonces, no tiene coherencia esa idea de que se les va a cobrar más a los que más tienen, como lo promociona el Gobierno.

– De su parte se critica al FMI, pero el primer acercamiento del actual Gobierno con el organismo lo realizó usted ¿por qué ahora no está de acuerdo?

Yo tuve varias reuniones con altas autoridades del FMI, en el país debemos entender que el Fondo no es solo su estructura financiera, sino que es una institución fundamental en la estructura monetaria internacional, no le podemos dar la espalda, como en años anteriores. Yo busqué un acercamiento para generar un diálogo y un ambiente de confianza, que es muy diferente a adoptar un programa del FMI o pedirle un crédito.

– ¿Por qué no conviene el crédito con el FMI?

Porque el FMI establece condicionalidades para la entrega de recursos, porque opera desde una lógica particular desde la cual este organismo nació hace más de 70 años. Lo que hace es promover entornos macroeconómicos favorables al capital internacional, eso está en su ADN, ellos no tienen como objetivo el desarrollo social de los países.

– ¿Pero la necesidad de recaudar no es real, es obvio que el país necesita más ingresos?

De acuerdo, el país tiene que solucionar el tema fiscal, pero el aumento de impuestos no es que la única salida. Existen formas de lograrlo sin afectar el bolsillo popular, sino que también hay intereses locales que procuran que a ellos no se les toque.

– ¿De dónde se sacarían los ingresos entonces?

En el Presupuesto General del Estado que la Asamblea le devolvió al Gobierno con observaciones queda establecido que existen 7.000 millones de dólares de gasto tributario, es decir impuestos que el Estado ha dejado de recaudar por exoneraciones a grandes empresas y personas particulares. En la nueva ley se propone perdonar el 3 % del Impuesto a la Renta a los bancos que den crédito productivo, es decir, más dinero que el país deja de recaudar en beneficio de un sector que no lo necesita.

– ¿A favor de quién está gobernando Lenín Moreno?

De estos grupos de importadores y de la banca privada. Los banqueros tuvieron las mejores utilidades de su historia en el 2018, sus actividades se incrementaron en un 40 %, pero ahora buscan que se les reduzca Impuesto a la Renta. Por los importadores tampoco se aplican las medidas correctivas que deben aplicarse a la economía. (ASM)-(I)