León, la cuencana que dirige el destino del Comité Paralímpico Ecuatoriano

La titular subrogante espera cerrar su periodo con una buena presentación en Tokio 2020.

439
Patricia León asumió la presidencia del Comité Paralímpico Ecuatoriano (CPE), desde el mes de mayo por subrogación. JMB

La cuencana Patricia León que radica en Quito varios años y asumió la presidencia del Comité Paralímpico Ecuatoriano (CPE), desde hace ya siete meses, compartió con Diario El Mercurio los proyectos que tiene en mente durante su mandato.

A continuación, la entrevista con la madre de familia, de 57 años de edad, que tiene tres hijos: Jorge (37 años), Pedro (34) y Marco, de 26, quien tiene discapacidad intelectual y se convirtió en su inspiración para vincularse a la dirigencia del deporte paralímpico.

¿Cómo se vincula al deporte paralímpico?

Soy cuencana de nacimiento, pero llevo radicada en Quito alrededor de 26 años y me vinculé con el deporte adaptado porque tengo un hijo con discapacidad intelectual que se llama Marco, quien es técnico en deportes y entrenador.

Muchos especialistas me recomendaron que él podía salir adelante con la práctica del deporte y descubrimos que gracias a la natación podía oxigenar mejor su cerebro.

En ese tiempo no había federaciones por discapacidad, ni el Comité Paralímpico, por lo que empezamos a trabajar en el deporte recreativo, hace ya 26 años.

Era difícil que una persona con discapacidad fuera aceptada en los clubes, por tal razón buscamos un espacio y en el 2013 creamos el club Rompiendo Barreras que actualmente brinda ayuda a 40 niños con discapacidad intelectual. Les ayudamos en la natación y paralelamente toman clases de equinoterapia.

¿Cómo se vincula con la dirigencia deportiva?

Los clubes conforman las distintas federaciones ecuatorianas por discapacidad. El Ministerio del Deporte nos convocó a elecciones para definir el Directorio de la Federación Ecuatoriana de Deportes para Personas con Discapacidad Intelectual que ese año estaba intervenida y salí elegida como presidenta, cargo que ejerzo desde el 2014. Mi período fenece en diciembre.

Los retos eran grandes porque venía de trabajar en la empresa privada y no tenía experiencia en el sector público, pero comenzamos a crecer.

Cuando asumí la presidencia nos bajaron el presupuesto del Estado a USD 200.000. La Federación estaba desbalanceada porque el 80% de los recursos estaba destinado a la parte administrativa y solamente el 20% a fomento deportivo y nosotros le cambiamos la historia al destinar un 60% para fomento deportivo y 40% a la parte administrativa. He ahí los resultados.

Antes contábamos con una sola deportista que pertenecía al Plan de Alto Rendimiento, ahora tenemos 18, quienes han venido batallando en diferentes partes del mundo como en los recientes Juegos Parapanamericanos y en los Inas Global Games.

¿Cómo se da ese gran salto a la presidencia del CPE?

Soy una mujer valiente que me gusta los retos, pues cuando uno está lejos de casa es capaza de todo hasta de romper los límites. Es así que en el 2016 se llama a elecciones para conformar el Comité Paralímpico Ecuatoriano con las cuatro federaciones ecuatorianas: física, intelectual, visual y auditiva, en donde salí designada como vicepresidenta.

En un momento determinado, Byron López quien era presidente del CPE, se postuló para concejal de su cantón El Empalme y salió electo. Me tocó asumir la presidencia desde mayo por subrogación, hasta el 2020, aunque ya estuve como presidenta encargada en enero, febrero y marzo.

¿Cuáles son los objetivos y proyectos que tiene previstos durante su mandato?

En una estructura siempre tienen que quedar las bases. Estamos acogiendo todo lo positivo y transformando las cosas que no se estaban haciendo bien.

Vamos siete meses en el cargo y no hemos dejado de declinar ningún evento para ellos. Los muchachos reciben sus incentivos, implementación, medicación. Tienen todo un equipo multidisciplinario que les provee el Estado.

En la actualidad hay 35 deportistas del Comité Paralímpico Ecuatoriano que forman parte del Plan de Alto Rendimiento y nuestra aspiración es seguir creciendo.

¿Cómo se encuentra el apoyo del Gobierno Nacional?

Recibimos un aporte muy importante por parte del Gobierno Nacional para el Comité Paralímpico. Este año recibimos USD 2´000.000 para diferentes proyectos, cada viaje al exterior, cada competencia es un proyecto diferente.

Cada federación ecuatoriana por discapacidad recibe su propio presupuesto. Como Federación de Personas con Discapacidad Intelectual nos entregan anualmente USD 185.000, rubro que lo cogemos y extendemos para los deportistas.

¿Cuáles son las proyecciones para los Juegos Paralímpicos?

En conjunción con la Secretaría del Deporte, creemos que Ecuador tendrá su medalla paralímpica en Tokio 2020.

Tenemos muchas aspiraciones de entregar una medalla al país, hay muchos talentos.

Con Darwin Castro tenemos muchas esperanzas, considerando que en Río 2016 consiguió el diploma olímpico. También nos hacen soñar Poleth Méndez, Jordy Congo…

Patricia León junto al equipo del atleta cuencano Darwin Castro (2i). Cortesía

¿Qué extraña más de Cuenca?

(Se toma un respiro para responder, mientras intenta secarse las lágrimas) ¡Mi familia! Tuve que migrar a Quito buscando días mejores para mis hijos. (JMB) (D)