Autoridades honran a adultos mayores de las parroquias

229
En el coliseo Tipo Mil de Azogues se efectuó un homenaje a los adultos mayores por su día. Participaron de diferentes sectores del cantón. BPR

Como parte del acto, el Municipio anunció un convenio con el MIES para unidades de atención móvil.

Con la presencia de los adultos mayores que reciben atención a través de diferentes programas que lleva adelante la Municipalidad de Azogues con el respaldo del Ministerio de Inclusión Económica y Social (MIES), ayer se efectuó un evento en su honor por el “Día Internacional del Adulto Mayor”.

Al coliseo Tipo Mil llegaron adultos mayores de diferentes parroquias de Azogues incluso quienes reciben atención en el Centro Gerontológico San Francisco de Asís. Aquí, a más de participar de las actividades culturales, mostraron parte de las manualidades y labores recreativas que ellos efectúan.

Elvia Reyes de 70 años de edad, beneficiaria de la parroquia Pindilig, expresó que con el proyecto “Espacios activos” que lleva adelante el Municipio, ha recibido atención permanente y ha aprendido algunas manualidades. Resaltó el evento con el que se sintió importante, “compartimos con nuestras autoridades como es el caso del alcalde Romel Sarmiento”.

Labor

Sandra Velecela, presidenta de Acción Social Municipal, informó que para iniciar su gestión se presentó un proyecto al Concejo Cantonal de Azogues que trata sobre la atención a los adultos mayores mediante el programa “Espacios activos”. Manifestó que todos los días “nuestras docentes trabajan en las parroquias, dando la atención en diferentes campos que requieren los adultos mayores”.

Velecela dijo que este proyecto que cuenta con una inversión de alrededor de 55.000 dólares, esta vigente en siete de las ocho parroquias rurales de Azogues, faltando Cojitambo donde se inaugurará en los próximos días. Recalcó que solo con este proyecto se atienden en general a cerca de 600 adultos mayores. (BPR)-(I)

EN DETALLE

Con las unidades móviles que se proyectan con el MIES se atenderá a 300 adultos mayores que, por su situación de salud, no pueden trasladarse a los centros de atención.