Magistrada afrontará juicio por un caso de presunto prevaricato

La jueza deberá presentarse periódicamente y tiene prohibición de enajenar bienes.

215
El fiscal provincial de Azuay (c), Leonardo Amoroso Garzón, fundamentó el recurso de apelación.

La Sala de Garantías Penales del Azuay aceptó el recurso de apelación interpuesto por la Fiscalía y dictó auto de llamamiento a juicio en contra de la jueza de la Unidad Judicial Civil de Cuenca, Sonia R., por su presunta participación en el delito de prevaricato.

En la audiencia de apelación, efectuada ayer los jueces revocaron el auto de sobreseimiento emitido a favor de Sonia R., debido a que los elementos de convicción presentados por Fiscalía en la audiencia de evaluación y preparatoria de juicio no fueron valorados adecuadamente por el juez de la causa.

Según Leonardo Amoroso, fiscal Provincial de Azuay, Sonia R., conoció una demanda interpuesta por una entidad financiera en contra de tres personas.

Luego, el 2 de octubre de 2017, dictó una sentencia en la cual declara con lugar la demanda y ordena a los tres ciudadanos cancelar a la entidad financiera el valor adeudado. La jueza motivó el fallo señalando que ellos no contestaron la demanda; así lo detalla un informe de la Fiscalía.

De igual forma se detalla que, tras la notificación de la sentencia a las partes procesales, los tres ciudadanos presentaron el recurso de apelación, con el argumento de que sí respondieron a la demanda.

Ante esto, con fecha 6 de octubre de 2017, la jueza declaró la nulidad de la sentencia y el 4 de diciembre del mismo año emitió una nueva sentencia por escrito, en la que también ordenó el pago a favor de la entidad financiera.

La Fiscalía sustentó la acusación con las dos sentencias, el auto de nulidad, el escrito de apelación presentado por los tres demandados y la versión de la procesada, entre otros. (REM)-(I)

El prevaricato es sancionado con prisión de tres a cinco años y con la inhabilitación de la profesión u oficio por seis meses.