Imay se activa con el teatro de Emilia Acurio

863
Emilia Acurio cuenta cómo surgen las dos historias, la que se presentó y la que se presenta este sábado y domingo. PSR

El tablado del Imay (El Batán y El Oro, esquina) se mueve al ritmo de sus obras. Emilia Acurio activa el espacio con sus propuestas. El jueves y viernes el público vio “Soledad Desordenada”, la historia de Clara, recicladora, quien trabaja en la tarea de reutilizar lo que para otros no vale y con lo recogido armó su casa.

Pero esa no es la única historia, hay más, hoy y mañana, desde las 16:00, Emilia junto con Samantha Villota presentarán “Ladrón de Sueños”, obra de teatro familiar escrita por Emilia donde fusiona títeres y actuación.

Esta es una historia inocente, narra la pobre vida de un monstruo que al no poder dormir roba sueños a los niños. Una bruja trata de solucionar el problema, pero no sabe qué pasa. Hay una niña que sueña por demás entonces, entre la bruja y la niña ayudan a “Baku”, el monstruo, a dormir y devolver los sueños a los chiquillos.

Baku es un títere grande, de cuerpo prestado, le acompañan otros títeres bocones, mientras la bruja está encarnada por Samantha. El ingreso es de cinco y tres dólares.

Las historias

La variedad es la estrategia de Imay. Emilia propone dramaturgias fantásticas como también reales, documentales. En “Soledad Desordenada” la actriz no solo apunta a la biografía de Clara o la vida de una mujer en el reciclaje; el texto transmite cosas de la mujer que escoge vivir sola más, en medio de la soledad y esas cosas que recicla, surge la necesidad de encontrar una pareja, a un compañero.

Esta dramaturgia es una creación de Acurio con Santiago Baculima. Emilia tuvo que adentrarse, conocer, convivir ciertos momentos con la mujer recicladora, tuvo que reciclar, rebuscar entre los deshechos. Todo eso forma parte de la historia y muchas cosas recicladas dan forma a los objetos y escenografía. (BSG)-(I).