“Falta apropiarnos de patrimonio”

Si se refiere a la casa de la calle Hermano Miguel, hubo una actuación correcta del Municipio de Cuenca. Al detectar que trabajaban al margen de la ley, se suspendió la obra e inició el proceso administrativo. Luego hubo un rotura de los sellos en dos o tres ocasiones y esto ya se convierte en un delito... No es que ha habido una omisión del municipio pues los sellos han sido colocados. Ha habido una arbitrariedad de una persona al vulnerar la autoridad y proseguir la obra.

527

Director zonal del INPC afirma que demolición de inmueble no pone en riesgo título de UNESCO y considera que ordenanza municipal tiene “muchos puntos flacos”…

Pregunta.-  La administración del patrimonio está descentralizada a los municipios ¿cómo coordina el INPC la vigilancia de su buena gestión?

Respuesta: Efectivamente… la puesta en valor del patrimonio cultural está transferida a los GAD. Son ellos los responsables de un adecuado manejo del patrimonio. El INPC, de acuerdo con la Ley de Cultura es de asesoramiento y control técnico para la puesta en valor del patrimonio: en arqueología, bienes muebles, inmuebles, documentales, patrimonio material o inmaterial o realizamos el control técnico cuando se conoce una afectación al patrimonio.

– ¿Qué significa este control técnico?

Que, aunque las competencias hayan sido transferidas a los GAD, el INPC se reserva el control para verificar que la competencia transferida sea ejercida de manera correcta…

– ¿Y qué está pasando con el patrimonio?

Cuenca está por cumplir 20 años como ciudad Patrimonio de la Humanidad y se ha avanzado en cosas importantes pero hay mucho por hacer. Más allá de la respobsabilidad que tiene el Gobierno Nacional y la Dirección de Áreas Históricas del Municipio hay una corresponsabilidad de la contraparte ciudadana, de vincularse y proteger su patrimonio cultural.

– ¿Pero entonces no se está cumpliendo del todo?

Si se refiere a la casa de la calle Hermano Miguel, hubo una actuación correcta del Municipio de Cuenca. Al detectar que trabajaban al margen de la ley, se suspendió la obra e inició el proceso administrativo. Luego hubo un rotura de los sellos en dos o tres ocasiones y esto ya se convierte en un delito… No es que ha habido una omisión del municipio pues los sellos han sido colocados. Ha habido una arbitrariedad de una persona al vulnerar la autoridad y proseguir la obra.

– ¿Cómo prevenir? A lo mejor falta coordinación con Fiscalía y Policía para detener estos hechos cuando se están cometiendo.

…Antes de caerle al que está violentando el patrimonio debería generarse, de parte del Municipio y entidades que trabajamos en patrimonio, una política que permita el conocimiento y de la identidad que permita a los cuencanos sentirnos orgullosos del acervo cultural que poseemos y no solo en lo arquitectónico (…) tenemos que conocer nuestro patrimonio, quererlo y apropiarnos de él.

– Pero si seguimos así, la ciudad va a acabar en la Lista de Patrimonio en Peligro de la UNESCO.

Este hecho específico no nos pone en riesgo, porque Cuenca tiene un centro histórico muy consolidado, una arquitectura vernácula espectacular, su trazado en damero. La relevancia continúa. Lo que se ha afectado es un bien puntual y de manera arbitraria. Tiene que seguir un proceso sancionatorio con la autoridad competente y determinar las responsabilidades. Como INPC se han dado los informes sobre este bien que fue patrimonio y deberá ser tomado en cuenta por las autoridades judiciales…

La Municipalidad ha presentado la denuncia. Nosotros estamos en el control y, posiblemente, desde el Ministerio de Cultura se inicien ya acciones legales.

– ¿No hace falta un acuerdo de Policía y Fiscalía para intervenir cuando se empieza a dar una afectación y neutralizarla?

De parte del Municipio se colocaron los sellos. Eso debía ser suficiente para que no se continúe las obras… si se salta la autoridad y trabaja al margen de la ley, eso es un delito tipificado en el Código Penal y la Ley de Cultura. El artículo 171 habla de la sanción que recibirá el propietario de un bien que lo destruya: son 100 salarios básicos unificados y la restitución integral del bien, sin perjuicio de la sanción penal.

Y esto es en corresponsabilidad del propietario del bien, el funcionario municipal que actuó u omitió algún proceso que permitió el daño al patrimonio, el contratista y quien efectuó la obra.

– ¿Son responsables solidarios?

Por supuesto… artículo 171 de la Ley Orgánica de Cultura.

– Si no es la primera vez que ocurre esto ¿cómo se puede trabajar para el futuro?

Hemos conversado con el director de Áreas Históricas. He pedido que en su informe técnico se basen en la Ley Orgánica de Cultura y no en la ordenanza municipal, porque tiene muchos puntos flacos.

La ley es muy clara en protección del patrimonio: Si usted le causó un detrimento debe pagar las consecuencias. Debemos ser una sociedad más culta, más respetuosa de las normativa vigente. Estas acciones de parte del propietario demuestran el poco apego y amor por nuestro patrimonio.

– ¿Falta conocer más las Cartas de Venecia y la de Varsovia sobre conservación de monumentos y sitios?

Sí. Estos dos documentos hablan de manera puntual sobre la conservación. Cuando un turista viene, viene a ver nuestro Centro Histórico, el acervo cultural del que somos poseedores y herederos de los que formó parte de la sociedad. El Centro Histórico, patrimonio de la humanidad, merece un tratamiento especial… (AVB)-(I)

APOYO

Falta trabajar en campañas de prevención, pero es imposible poner un policía que cuide cada casa. Hay responsabilidad ciudadana…”