Proyecto Circo Social se expandirá dejando ver un lado incluyente

1294
Marco Guerra enseña las propuestas de arte circense que se aplican dentro del proyecto que ya tiene varios años de acción. PSR

El Proyecto Circo Social tiene algunos cambios, dos específicamente: el trabajo con Personas Privadas de la Libertad (PPL) y con hijos de las trabajadoras sexuales, como también la atención de los instructores sociales en sus áreas profesionales de psicología, trabajo social y orientación familiar, sin descuidar la parte artística.

El trabajo con los PPL va por buen camino, señaló Marco Guerra, director del proyecto Circo Social, quien añadió que el plan ya empezó, con el acercamiento de los representantes del Circo Social a los directivos del Centro de Rehabilitación Social (CRS) Turi, y la visita a las instalaciones del mismo, con el fin de conocer el establecimiento y los espacios donde aplicarán sus estrategias de trabajo.

El proyecto con los Privados de la Libertad tiene dos ejes fundamentales: el artístico, que propone trabajar con mujeres; y el área de índole social, para conocer la situación los familiares de los presos y así desplegar acciones con el núcleo familiar, es decir, con las personas que viven, sienten ese rompimiento.

En el mundo de las artes, los PPL que ingresen al proyecto conocerán y aprenderán técnicas de arte de circo como: acrobacia aérea, acrobacia de piso, malabares con clavas, pelotas, diabolos, “ula ula”, y demás expresiones que están dentro del mundo del circo.

A parte se añade el trabajo de intervención terapéutica. Instructores sociales y de circo desempeñarán acciones en conjunto para, desde la observación, determinar las necesidades que los asistentes tengan en lo artístico y en lo emocional-social y conductual.

El proyecto arrancará la segunda semana de septiembre próximo. Marco Guerra, quien está al frente del Circo Social, conjuntamente con el equipo de instructores elaboraron un cronograma de acciones para establecer una jornada de dos días por semana, con dos instructores, un social y un artístico por día. Las clases se desempeñarán todos los martes y jueves, de 08:00 a 10:00; y, de 15:00 a 17:00.

El plan piloto iniciará con 20 mujeres y 20 hombres. El programa contempla la posibilidad de juntarles en un mismo horario, con el afán de realizar un proceso conjunto y de socialización a través de dinámicas de integración y acercamiento de lado y lado. Si eso no es posible, la formación se aplicará por separado. Esos detalles están por definirse para lograr buenos resultados durante la aplicación del proyecto.

Director e instructores aplicarán el plan metodológico de Circo Social, que es el mismo de la Red de Circo Social del país y del Circo del Sol, pues el proyecto de Cuenca labora en red con estas dos organizaciones.

El primer paso para concretar la tarea de intervención social y artística con los hijos de las trabajadoras sexuales fue el contacto con las trabajadoras y su presidenta, quienes miran con optimismo ese proyecto.

El trabajo con ellas aún no define fechas, porque las circunstancias de vida de este sector de féminas es diverso, hay quienes llegan a la ciudad desde otros sectores del país, y permanecen de viernes a domingo. Con este sector de la población es importante realizar un levantamiento de la información para poder enfocarse de manera certera. (BSG)-(I)