Acciones para evitar el trabajo infantil en mercados

La temporada vacacional anhelada por los niños es tema de preocupación de los adultos.

208
Trabajo infantil Cuenca
cuenca,27/07/2019. trabajo infantil en mercado feria libre el arenal, niños ayudan a sus familias en las ventas. Fotos Xavier Caivinagua.

Franelas, canastas con frutas y otros productos comercializados por niños y niñas que acudían a los mercados para trabajar, son suplantados en estas vacaciones por trompos, yoyos, rayuelas y más juegos tradicionales que ofrece el programa “Cero Trabajo Infantil” organizado por la Dirección de Mercados y Comercio Autónomo de Cuenca y Guardia Ciudadana.

Marcelo Álvarez, director general de Mercados y Comercio Autónomo de Cuenca, señala que el programa abarca a los hijos de los comerciantes del mercado 10 de Agosto como proyecto inicial, con el fin de replicar en el resto de mercados de la ciudad.

El programa cuenta con 300 niños y niñas que optaron por disfrutar sus vacaciones, dejando una “responsabilidad de adulto”, para asistir a diversas actividades tres días a la semana durante un mes. “Los niños deben jugar, aprender y no convertirse en trabajadores informales, corriendo riesgos y sufrir abusos. Con este proyecto buscamos concientizar a los padres a que respeten las etapas de sus hijos y eviten que trabajen a tan corta edad”, indica Álvarez.

Aún persiste la idea de algunos padres de familia y comerciantes de los mercados, que sus hijos trabajen con ellos durante las vacaciones. “Enseñar a los niños desde pequeños a trabajar no es pecado. Ellos nos apoyan con la venta fuera del puesto, recorren el mercado bajo nuestra vigilancia”, comenta una pareja comerciante de frutas en el mercado El Arenal.

Control
Erradicar el trabajo infantil es responsabilidad e interés de todos, por lo que la Dirección Nacional de Policía Especializada para Niños, Niñas y Adolescentes, Dinapen, también realiza controles mediante denuncias sobre trabajo infantil y explotación laboral. En este caso, la Policía luego de localizar a los niños trabajando en las calles o mercados, les brindan la seguridad hasta encontrar a sus padres o familiares cercanos. El siguiente paso es concientizar a los adultos sobre los riesgos que corren sus hijos.

Según la primera Encuesta Nacional de Trabajo Infantil, ENTI, del Instituto Nacional de Estadística y Censos del 2012, Azuay es una de las provincias con más incidencia de trabajo infantil, registrando un 9.3%. (OEM)-(I)