Niños ahora pueden aprender con ayuda de un robot-peluche, lo elaboró la UPS

El robot creado en la UPS, está en un eje del gran proyecto que concursa junto a 700 cátedras del mundo.

358
Los tesistas Carlos Contreras y Liliana Matute, explican el funcionamiento del robot-peluche.(SCV)

INVESTIGACION

A simple vista parece tan solo un peluche, pero se trata de un Asistente Robótico Felpudo de Interacción Social, es decir un robot. Cuenta con un sistema de áreas táctiles (brazos, piernas, cabeza y nariz), enlazados a una aplicación móvil, que emite luces de colores según la orden, con las que los niños pueden interactuar, guiados por su docente.

Constituye el resultado del proyecto de titulación de los jóvenes ingenieros en sistemas, Carlos Contreras y Liliana Matute, con el acompañamiento del equipo de Investigación de la Universidad Politécnica Salesiana (UPS-sede Cuenca), y la guía de la maestra Paola Suquilanda, de la Unidad Educativa Santa Mariana de Jesús.

Carlos Contreras explicó que todo empezó con la sugerencia de la maestra, la de crear un instrumento de apoyo pedagógico en la parte de estimulación temprana.
El robot es un apoyo para la enseñanza a niños de 1 a 5 años de edad, con enfoque en las áreas de desarrollo, establecidas en el curriculum de educación básica e inicial 1 y 2.

Donación

Esta herramienta, que demandó una inversión estimada de 800 dólares, fue donada ayer a la Unidad Educativa Santa Mariana de Jesús, de Cuenca, por parte de la UPS.
César Vázquez, vicerrector de la entidad universitaria, manifestó que la institución mantiene un programa a través de la Cátedra UNESCO y el grupo de Investigación (Inteligencia Artificial y Tecnologías de Asistencias (I ATA), en el que se producen elementos con valor para la ayuda social.
De esa forma, hasta ahora ya se han colocado unos 30 robots para diferentes usos, que han sido distribuidos en la provincia en el lapso de tres años.
El IATA y la cátedra UNESCO tienen reconocimiento de la UNESCO para la Educación, Ciencia y Cultura, desde el 2016.
Ahora se han presentado al concurso ante el organismo internacional un proyecto grande, cimentado en tres pilare: salud sexual y reproductiva para mujeres con discapacidad auditiva, uno de los primeros en Ecuador y América Latina.
El segundo, prevención de acoso sexual en niñas y adolescentes; y el tercero, en terapia de lenguaje y estimulación temprana, en el que se ubica el robot entregado ayer.
Hace unas semanas los jueces de UNESCO-París hicieron las revisiones respectivas y el proyecto ha sido calificado. Los resultados estarán listos en septiembre próximo, manifestó Vladimir Robles, coordinador del grupo investigador de la institución de educación superior.
La maestra Paola Suquilanda, quien trabajó junto a los investigadores durante todo el año lectivo, dijo estar muy contenta porque ahora cuenta con un instrumento de apoyo para sus clases. .(AZD)-(I)

Paola Suquilanda
Maestra

“A los niños les encanta esto, les motiva a aprender. El osito se prende y se muestra muy amigable por su figura de felpa, y los pequeños se concentran en la clase y empiezan a manipularlo”.

Gladys Aguilar
Rectora de Las Marianitas

“Para mi es de enorme alegría que podamos compartir esta investigación y de aquellas cosas que ustedes hacen posible a través de la tecnología, que constituye un apoyo para la educación”.