Tour de Francia: Los aventureros reinan en La Planche y Thomas presenta candidatura

360
La Planche Des Belles Filles (France), 11/07/2019.- Italy's Giulio Ciccone of Trek Segafredo team celebrates on the podium wearing the overall leader's yellow jersey following the 106th edition of the Tour de France cycling race over 160.5km between Mulhouse and La Planche des Belles Filles, France, 11 July 2019. (Ciclismo, Francia, Italia) EFE/EPA/GUILLAUME HORCAJUELO

La Planche des Belles Filles, un escenario trágico según la leyenda, encumbró a dos debutantes, el belga Dylan Teuns (Bahrain) como vencedor de la primera gran etapa de montaña del Tour 2019 y el italiano Giulio Ciccone, rey de la montaña del Giro, como nuevo líder, en una jornada de igualdad entre los favoritos.

El primer examen de montaña fue rentable para una escapada de la que sacaron oro un belga debutante de 27 años con nombre de ilustre cantante y de apellido Teuns, quien privó del doblete al mejor escalador del Giro, Giulio Ciccone, de 24 años, superado por su rival en los terribles últimos metros de tierra que conducían a la cima de La Planche.

Entre el polvo de la tierra los favoritos salieron de estampida después de un ataque sin resultado de Mikel Landa, quien atacó a 3,8 kilómetros de meta. Sin refriega entre los ilustres Geraint Thomas entró cuarto demostrando que merece los galones del Ineo para tratar de renovar el título de 2018.

LA PLANCHE NO HIZO DESTROZOS

No hubo diferencias en el primer combate de altura. Thomas solo sacó 2 segundos a Pinot, 7 a Quintana, 9 a Bernal y Landa, 33 a Enric Mas, 51 a Nibali y 1.09 a Bardet, el derrotado de la jornada. Igualdad entre la alta jerarquía el día que el francés Julian Alaphilippe se despedía del sueño del maillot amarillo.

El mosquetero del Deceuninck quemó las naves en la defensa del liderato, pero la bonificación extra de Ciccone en la cima del penúltimo puerto y en meta le desplazaron al segundo lugar, a 6 segundos.

La fuga del día otorgó grandes premios a sus protagonistas, que se lo merecieron de principio a fin. Teuns feliz con su estreno en el Tour y Ciccone con un maillot amarillo que le encumbra en la temporada después de ganar una etapa y la montaña del Giro.

Entre los ilustres Thomas confirmó su recuperación tras la caída en Suiza. Desde la quinta plaza dirige la general virtual de candidatos. Salvo el francés Bardet, a 2.08 de Thomas, los demás se aprietan en un minuto. Bernal a 4, Pinot a 9, Enric Más a 34, Nairo Quintana a 52 y Landa a 54.

ESCAPADA DE ÉXITO

El trayecto de los Vosgos entre Mulhouse y La Planche des Belles Filles era de respeto, con 6 puertos antes del último puerto, alargado un kilómetro con pista de tierra incluida en muros del 24 por ciento.

La escapada se formó pronto con 14 hombres, con Teuns, Ciccone, el eritreo Berhane y el escapista belga De Gendt entre otros. El objetivo de la mayoría rebañar puntos para la montaña y sacar boletos por la etapa.

El Deceuninck se hizo cargo del pelotón para conservar el maillot de Alaphilippe mientras en la fuga se repartían los puntos por las cimas entre Wellens y De Gendt. Los primeros escarceos, con la escapada a 8 minutos, llegaron en el Balón de Alsacia, primer puerto que se subió en el Tour, en 1905, y donde Merckx ganó la primera de sus 34 etapas

El Movistar tomó el mando del gran grupo a 55 de meta, ya casi de manera ininterrumpida hasta el comienzo del último puerto. Antes, en en el Col des Chevréres (2a), De Gendt acaba una aventura en solitario y se lanzan por la etapa Teuns, Ciccone, Meurisse y Wellens. El triunfo estaba delante, los favoritos debían aún pronunciarse.

LANDA, AL ABORDAJE

Mientras Teuns y Ciccone se retorcían en las rampas de La Planche, Movistar ponía ritmo a pie de puerto. Por delante 7 kilómetros al 7,8 por ciento y final terrible con pendientes de hasta el 24. Marc Soler y Valverde de arcoíris ante la mirada de los demás.

Nadie controlaba la carrera, apenas un relevo del Ineos, pero sus líderes, Thomas y Bernal iban guardados en un grupo nutrido. En esas arrancó Landa a 3,8 de meta. Abrió hueco el alavés, pero nadie perdió los nervios en la escuadra británica, que decidió subir a ritmo, sin cebarse.

GLORIA PARA CICCONE

La iniciativa de Landa se arruinó con una aceleración de Pinot y otra de Alaphilippe, que veía esfumarse el maillot amarillo. Sobrepasado el español la llegada se volvió loca. Thomas saltó en los últimos 200 metros para entrar primero entre los ilustres con exigua renta.

Ciccone, un chico de idéntico apellido a la cantante Madonna, que admira al excorredor español “Purito” Rodríguez, alcanzó la gloria en una cima dominada muy italiana, antes conquistada por Fabio Aru (2017), Vincenzo Nibali (2014) y Chris Froome (2012). Quien se lo iba a decir en 2017 al ciclista de Chieti, sometido entonces a dos operaciones de corazón.

Este viernes se disputa la etapa más larga de la presente edición entre Belfort y Chalon-Sur-Saône, de 230 kilómetros, otra ocasión para los velocistas. EFE

soc/ism