Al fondo de barranco cae un vehículo con tres ocupantes

Resultaron heridas dos personas que viajaban como pasajeros; chofer se retiró del lugar.

574
El vehículo Trooper terminó al fondo de un barranco tras rodar aproximadamente 60 metros, en la comunidad Marcoloma, de Santa Ana.

Un vehículo Trooper se salió de la carretera y rodó por un barranco en la comunidad Marcoloma perteneciente a la parroquia Santa Ana, en Cuenca.

En el automotor se movilizaban tres personas; de ellas, dos resultaron heridas, mientras que el conductor no fue localizado en el sitio del percance, así lo informó Juan Cabrera, agente Civil de Tránsito.

El hecho sucedió ayer, alrededor de las 13:00. Según testigos, aparentemente el chofer hacía maniobras de viraje sobre la calzada y repentinamente el vehículo se precipitó por una pendiente, derribando primero unos arbustos y luego rodando por un árido terreno.

Finalmente, el automotor terminó volteado y con la cabina abollada; dos pasajeros estaban atrapados y requerían auxilio.

Pobladores comunicaron la emergencia al 911 y acudieron paramédicos del Instituto Ecuatoriano de Seguridad Social (IESS) y rescatistas del Cuerpo de Bomberos.

Los socorristas rescataron a los dos ocupantes heridos, brindaron los primeros auxilios y los trasladaron a una casa de salud.

El capitán Luis Pauta, del Cuerpo de Bomberos, detalló que el estado de salud de los dos pacientes era estable; un diagnóstico preliminar señaló que los afectados presentaban lesiones en la cabeza.

Personal de Tránsito inició las averiguaciones para determinar las circunstancias del accidente. Los uniformados indicaron que los ocupantes presentaban aliento a licor, por lo que se presume que el conductor habría estado bajo los efectos del alcohol; sin embargo, la real causa del percance entró a proceso de investigación. (KOQ)-(I)

La comunidad Marcoloma está ubicada a poca distancia del relleno sanitario de Pichacay, en la parroquia Santa Ana.