El FMLN salvadoreño denuncia la “injerencia” de EE.UU. en Venezuela

133
Foto: Cortesía

El gobernante salvadoreño Frente Farabundo Martí para la Liberación Nacional (FMLN) denunció este sábado la “injerencia” de Estados Unidos en la crisis que vive Venezuela.

Miembros de la Red Salvadoreña de Solidaridad con Venezuela se concentraron cerca de la embajada de dicho país en San Salvador, incluidos diputados del FMLN, y condenaron “todo acto que socave la tranquilidad del pueblo venezolano, que amenace la paz y su autodeterminación”.

El FMLN publicó en sus redes sociales que la embajadora venezolana, Nora Uribe, recibió a los manifestantes, quienes llegaron para “expresar su respaldo por la soberanía de Venezuela“.

“Como FMLN expresamos nuestra solidaridad y acompañamos el llamado que se hizo para defender la soberanía de Venezuela. Denunciamos la injerencia de los Estados Unidos sobre Venezuela“, aseguró la diputada de la formación de izquierda Anabel Belloso.

El partido del presidente salvadoreño, Salvador Sánchez Cerén, ha sido cercano a los gobiernos de Nicolás Maduro y Hugo Chávez, mientras que el Ejecutivo se ha abstenido de votar en sesiones de la Organización de los Estados Americanos (OEA) dedicadas a la crisis venezolana.

Dicha situación podría cambiar con la llegada de Nayib Bukele, de la derechista Gran Alianza por la Unidad Nacional (GANA), al Ejecutivo salvadoreño el próximo 1 de junio.

El pasado 23 de enero, Bukele calificó a Maduro y a los presidentes de Nicaragua, Daniel Ortega, y de Honduras, Juan Orlando Hernández, de “dictadores”.

Venezuela vive un pico de tensión política desde enero pasado, cuando Maduro juró un nuevo mandato de seis años tras ganar unas elecciones que fueron tachadas de fraudulentas por la oposición.

En respuesta, el líder del Parlamento opositor venezolano, Juan Guaidó, se proclamó como presidente interino, contando con el reconocimiento de más de 50 países con EE.UU. a la cabeza.

Desde entonces, el conflicto político se ha agudizado y la Unión Europea (UE), así como países de América Latina, han impulsado mecanismos como el Grupo Internacional de Contacto para buscar una solución a la crisis de forma negociada.

Noruega también se ha ofrecido para ser mediador entre la oposición y el Gobierno de Maduro, aunque hasta el momento no se conocen mayores avances sobre una posible solución al conflicto. EFE