Maestros jubilados preparan huelga de hambre

Los maestros viajarán a Quito para reunirse con sus colegas.

392
Ayer, en la UNE Azuay se reunieron cerca de 100 jubilados para definir las acciones que realizarán mañana, en Quito.

Han intentado de todo: marchas, movilizaciones, diálogos. Sin embargo, según ellos, nada ha funcionado para que el Gobierno les cancele lo adeudado. Ante la falta de respuestas serias y el dinero que les habían prometido entregar, un grupo de profesores jubilados se dirigirá esta noche a Quito, en donde se declararán en huelga de hambre.

Los profesores jubilados, que en su mayoría son oriundos de Cuenca, ya habían tomado la decisión de viajar a la capital días atrás; no obstante, ayer en la mañana se reunieron en las instalaciones de la Unión Nacional de Educadores para trazar un plan. Tras un consenso, los maestros que están jubilados desde el 2015 decidieron realizar una huelga de hambre.

“Ojalá que con la huelga se sensibilicen. Los maestros no están pidiendo caridad. Están exigiendo sus derechos, están exigiendo lo que dice la ley. El señor presidente, a cada rato dice mis viejitos, mis jubiladitos, pero no nos ha atendido como nos merecemos”, dijo José Ochoa, coordinador nacional de los maestros jubilados.

Hasta ayer, 60 profesores de Cuenca estaban confirmados para viajar. A ellos se juntaron 12 maestros del oriente. También se confirmó la participación de jubilados de Loja y de Quito. Todos ellos se organizarán en grupos para salir desde distintos puntos del país.

Marcha

La concentración de los maestros está prevista mañana, en el parque de El Arbolito. Luego de ello marcharán para realizar la huelga de hambre. El lugar donde lo harán no fue especificado porque no “quieren que la policía les impida su objetivo”, según dijeron los profesores que formarán parte de la marcha.

“Yo estoy pensando en la próxima reunión nacional proponer dos cosas: la primera es declarar persona no grata al ministro de Finanzas y la segunda elevar nuestras quejas a la Comisión Internacional de Derechos Humanos porque se nos van a seguir burlando. La gente se está muriendo. Por favor, ya somos viejos”, dijo Ochoa.

Los jubilados cuencanos no precisaron hasta cuándo durará la huelga de hambre en Quito, pero el jueves esperan tener ya una respuesta certera y seria sobre el dinero adeudado. (AWM)-(I)