Google recuerda a Carlota Jaramillo en su doodle del día por su cumpleaños

Google sorprendió a los ecuatorianos con la imagen que rinde homenaje en su doodle a la "Reina de la Canción Nacional". María Isabel Carlota Jaramillo, más conocida en el medio artístico como Carlota Jaramillo, quien nació un 9 de julio de 1904 en Calacalí provincia de Pichincha, hace exactamente 114 años.

820

Varias biografías publicadas coinciden en que su talento artístico lo heredó de su abuelo materno y de su tío Timoleón Jaramillo, quienes le enseñaron a tocar la guitarra y a cantar música autóctona.

Mientras cursaba la secundaria, Carlota encontró la motivación en sus profesoras, especialmente en Eleonora Neumann, quien le ayudó a realizar una prueba de voz para el maestro Sixto María Durán. Él se convirtió luego en su profesor particular de canto y quien la impulsaría en su carrera artística.

Carlota Jaramillo participó en 1922 en un concurso de música nacional en el Teatro Edén junto a su hermana Inés, en Quito, la ciudad a la que llegó en su adolescencia para estudiar en el Normal Manuela Cañizares, donde recibió el título de profesora.

Su trayectoria discográfica estuvo llena de éxitos, con melodías como: La ingratitud, Sombras, Honda pena, Sendas distintas, o, Para mi tus recuerdos.

Tuvo varios homenajes durante su vida, pero sin duda el que más le llenó de alegría según sus propias palabras fue el que le tributó su pueblo natal Calacalí con el levantamiento de un monumento, inaugurado multitudinariamente. En su funeral recibió el reconocimiento de las más altas esferas del estado. Con la inauguración en Calacalí de la Casa Museo Carlota Jaramillo, el Municipio de Quito ha contribuido a perennizar su recuerdo y a enaltecer el valor de la música ecuatoriana.

Hace 14 años la casa de Carlota Jaramillo, quien murió en 1987 por una caída, se convirtió en un museo en Calacalí. Allí se pueden apreciar fotos antiguas de la artista en su juventud, las medallas, discos de oro y de platino que recibió. El museo expone en una pared las partituras de ‘Sendas distintas’, una de sus canciones más conocidas. También se aprecian fotografías con presidentes de la República, más el relato de su paso por la docencia.