Trucos sencillos para limpiar tu cocina

1090

La cocina es un lugar en el que la creatividad empiezan a fluir, aquí nos encontramos con nuestros familiares o amigos y empezamos a mezclar ingredientes, todo con el fin de crear maravillosos platos para compartir con nuestros seres queridos.
Sin embargo, debido a la continua manipulación de los alimentos y utensilios, nuestra cocina es propensa a ser contaminada; ya sea por factores internos, como los microbios de los alimentos y externos como la suciedad que se trae de la calle; por eso la limpieza nunca debe pasar desapercibida.
Pero ¿cómo y cuándo debes limpiar tu cocina? El chef corporativo de Nestlé, José Luis Troya, nos comparte algunos trucos para dejarla en perfecto estado evitando enfermedades o problemas en un futuro.
• Ten en cuenta que, cuando llegues de la calle y antes de empezar a cocinar, debes lavarte las manos, estas pueden ser fuente de contaminación de superficies, alimentos y utensilios. También es importante lavarte las manos cuando cambias de alimento.
• Extractores de olores: son áreas muy peligrosas en la cocina ya que suelen acumular suciedad y lo más probable es que no lo notes. Es por eso que te recomendamos limpiar el extractor de olores 2 veces al mes. Puedes usar vinagre + bicarbonato de sodio.
• Para electrodomésticos como: refrigeradora, cocina y microondas, te recomendamos disolver 5ml o 1 cucharadita de cloro en un litro de agua, esta mezcla hará que se elimine la grasa que se deposita continuamente en estos lugares. Recuerda limpiar los electrodomésticos 1 vez por semana.
• Mesa y alacenas: te recomendamos limpiarlos todos los días, no puedes dejar que el tiempo pase y la suciedad se acumule. Puedes utilizar agua y jabón. Limpia muy bien y luego aplica un desinfectante.
• Los manteles o esponjas con las que limpias los utensilios, mesas o electrodomésticos deben estar siempre limpios, ya que si estos están contaminados pueden contaminar todo lo demás. Te recomendamos mezclar 2 tazas de agua con ½ taza de cloro y lavarlos todos los días o máximo pasando dos días.
• Las paredes de la cocina suelen acumular grasa. Para limpiarlas utiliza bicarbonato de sodio sobre la superficie y luego frota con una esponja húmeda hasta quitar la grasa por completo.
Finalmente, recuerda que tu cocina es un lugar donde prepararás todos los alimentos y platos favoritos para tu familia. No dejes de lado la limpieza y cuida que los alimentos y utensilios no estén volubles a la contaminación.