“El contrabando sigue creciendo, Aduana no se da abasto para controlar”

735
Fabián Andrade Ochoa, nuevo presidente de la Cámara de Comercio de Cuenca, en una primera reunión de trabajo con el director del gremio, Jaime Moreno. ACR

“Dialogaré con el Gobierno y con todas las autoridades seccionales” fue el primer compromiso del nuevo presidente de la Cámara de Comercio de Cuenca (CCC), Fabián Andrade Ochoa, de 54 años edad, empresario cuencano electo para dos años al frente de este Gremio.

Bachiller del colegio Benigno Malo, Ingeniero Comercial por la Universidad Pontificia Católica del Ecuador -hoy Universidad del Azuay- Andrade se ha dedicado a la empresa privada durante los últimos 35 años.

Trabajó 27 años como gerente comercial de una industria productora y comercializadora de acero con matriz en Chile, que luego se extendió a Perú, Colombia y Ecuador, con la segunda planta en Guayaquil.

Casi de modo paralelo a su trabajo en esta industria de acero, con su hermano Diego Andrade formaron una sociedad y fundaron su propia empresa, Omnitrón para dar seguridad privada y electrónica.

Afiliado a la CCC por 18 años en calidad de socio; y, ocho años como miembro del directorio, de los cuales fue vicepresidente en dos períodos; asegura no pertenecer a ningún partido político.

Su principal objetivo será crear nuevos “beneficios tangibles” para los agremiados y ser un nexo con el Gobierno y las autoridades locales para reactivar el comercio y que las ventas mejoren.

Plantea una política de puertas abiertas con los medios de comunicación, mediante un contacto directo con la prensa.

¿Usted estuvo siempre en la otra orilla, es decir, en calidad de socio del gremio, conoce la realidad del comerciante, cuál es la mayor preocupación?

Lo que el socio quiere es que le representen cuando tiene problemas con el Gobierno o cualquier organismo, por ejemplo, sale un nuevo impuesto que afecta a uno de los segmentos del comercio, entonces necesitamos que nuestro gremio presente su voz ante las autoridades y no permita que afecten al gremio.

¿Qué preocupaciones tienen los comercios y esperan que el Presidente Lenín Moreno los escuche, pero que lo plasme en su Programa Económico que presentará este mes?

Nos afecta directamente el Impuesto a la Salida de Divisas, es uno de los temas más conflictivos para nosotros porque incide completamente en el costo de las materias primas y, por consiguiente, en los productos. Recuerde que no solo vendemos artículos fabricados en Ecuador, ya que dentro del gremio tenemos importadores, y grandes fabricantes que dependen de materia prima y maquinaria importada y todo se ve afectado por este impuesto. Deben eliminarlo.

¿Qué otro impuesto les produce dolor de cabeza?

El anticipo del Impuesto a la Renta, es algo que nos molesta en sumo grado, pagamos este impuesto sobre las ventas del año pasado, pero no sabemos si este año venderemos menos o más, ese es el problema de este tributo.
No está bien. Nosotros tenemos que pagar un impuesto sobre algo generado como el Impuesto al Valor Agregado (IVA), que se cancela sobre una venta generada-cobrada; el anticipo usted está pagando sobre una venta que cree que va a lograr, pero normalmente no lo hace.
Por ejemplo el año pasado que fue muy restringido en ventas, todo el mundo pagó un anticipo el cual no llegó a devengar el año pasado.

¿En el programa económico del Régimen esperan certezas y seguridad jurídica?

Todos los comercios pequeños y grandes necesitamos reglas claras, caso contrario, se inventan un nuevo impuesto como estos diez centavos que ahora pagamos a la Aduana, son impuestos generados recién, sin ninguna base.
Estas cosas no pueden suceder, eso nos crea inestabilidad a los comerciantes porque recuerde que todo lo que vendemos termina pagando el usuario final, todos los costos son trasladados al cliente, lo que nos ocurre a los comerciantes e industriales termina pagando la sociedad.

¿Ya se ha dicho que la demora del proyecto tranvía “mató” a muchos comercios, qué hará su gremio?

Hablaremos con el Alcalde y el Gobierno para lograr un acuerdo de beneficio a los frentistas para que no paguen patentes durante mucho tiempo hasta que recuperen sus economías; y, que no paguen otros impuestos más.
Recuerde que muchos negocios se vieron terriblemente afectados, y cerraron. Dialogaremos con todos los Ministerios para concretar proyectos para reactivar el turismo y, por consiguiente, el comercio del Centro Histórico.

¿Cómo reactivar el Centro Histórico…peatonizándolo?

Inventar el agua fría no es bueno, tenemos que copiar de otras ciudades en donde podemos ver los ejemplos. Hay lugares que han peatonizado y ha sido un éxito, hay lugares que han peatonizado y no ha sido un éxito.
Dialogaremos con los comerciantes afectados, y con los dueños de los negocios que cerraron sus puertas y se fueron debido a la ruta tranviaria, con la intención de crear un centro comercial del Centro Histórico de Cuenca, sería maravilloso.

¿Mantener vías peatonizadas y también de tránsito vehicular?

Deberíamos averiguar bien cómo queda en otras ciudades. Pero, para que eso funcione el tranvía es debe funcionar ya; y debe existir un sistema de parqueaderos para que la gente deje sus vehículos, se suba al tranvía y llegue al centro de la ciudad.

¿Cómo analizan el control del contrabando por parte del Gobierno?

En licores, cigarrillos y ropa, estamos muy afectados por el contrabando , entran por las fronteras, la Aduana de Ecuador no se da abasto al control, entiendo que es así porque tampoco controla mucho lo que sale del Ecuador, como es el gas.
Deberíamos tener un control más fuerte en la frontera porque si un comerciante pasa con diez o 30 cajas de licor, pacas de cigarrillos y maletas de ropa, eso nos afecta a quienes vendemos legalmente y pagamos impuestos. (ACR)-(I)

LA FRASE

“Estamos cansados de ver que se dilapidan millones de dólares en el país en cosas que no nos sirven a los comerciantes, esperamos que se siga controlando la corrupción”.